06 de Octubre
de 2022
Fuera de Megáfono.

La UTA presiona para lograr un aumento de salarios, pero por el momento no habrá paros

31. 08. 2022

El gremio de colectiveros insiste en reclamar una mejora de ingresos, en medio de una fuerte disputa por el pago de subsidios.

Luego de dos nuevas audiencias que no lograron avances significativos, el gremio de colectiveros UTA insiste con la necesidad de lograr un aumento salarial, en el marco de la paritaria 2022. La negociación se complicó porque en medio de la discusión con las empresas se mezcla el pedido de mayores subsidios, que hace que no se alcance un acuerdo.

Por eso, se vienen tomando medidas de ambos lados, aunque por el momento el gremio que lidera Roberto Fernández no anunció ningún paro. Es que antes las cámaras empresariales decidieron realizar un nuevo lockout, que incluirá la reducción de servicios en horario nocturno, que se extenderá durante el día. En el gremio buscan una alternativa a la protesta total y advierten que no dejarán que el salario «sostenga el sistema de transporte».

En las últimas horas, circularon versiones respecto de un «inminente paro de actividades» por parte de UTA luego que se venciera la conciliación obligatoria y no haya avances en su pedido de mejoras salariales.

Pero en el gremio que lidera Roberto Fernández desmintieron la noticia. «No hay paro, hay reducción de servicios de las empresas por su pelea por los subsidios», le dijo a Gestión Sindical una fuente del sindicato.

Si bien la fuente admitió que «el malestar es grande y hay clima de medida de fuerza», por el momento no se toma, ya que se entendió la medida conciliatoria, pero una vez vencida esto podría cambiar. Este lunes hubo una audiencia en el Ministerio de Trabajo, donde no hubo avances.

Luego, cuando se estancó el diálogo, las cámaras empresariales anunciaron el recorte de los servicios, medida que viene realizando desde hace un tiempo.

LA UTA ADVIERTE QUE TRAS LA CONCILIACIÓN VOLVERÁ AL PARO SI NO SOLUCIONAN SUS RECLAMOS

Antes, circuló un comunicado que anunciaba un paro de actividades de la UTA, que la dirigencia calificó de «falso», y desmintió mediante una comunicación oficial. «Está circulando un comunicado de prensa que es totalmente falso, no fue emitido por la UTA. El gremio no determinó ninguna medida de fuerza, desmiento la noticia de que va a haber un paro de colectivos», aseguró el secretario de prensa del sindicato, Mario Caligari, desde Santa Fe, donde participó de un encuentro de la Unión General de Asociaciones de Trabajadores del Transporte (UGATT).

De esta forma, se confirmó que los problemas para viajar estarán vinculados a medidas patronales, y no del gremio.

Audiencia fracasada

El lunes, la cartera laboral reunió a las partes para intentar llegar a un acuerdo, ante la posible protesta sindical y empresarial. Allí, la UTA reiteró su reclamo de mejoras de los ingresos, comenzando con un bono de 25 mil pesos para compensar la caída salarial que acumulan los colectiveros en lo que va del año.

En el acta de la cumbre, a la que tuvo acceso Gestión Sindical, los representantes sindicales alertaron que «se agotan los términos administrativos, sin suscribir un acuerdo, que curiosamente, tanto el sector empresario como las autoridades públicas reconocen como legítimo, y pese a ello no han tomado la situación con la importancia que la misma amerita».

«No vamos a permitir que los salarios de los trabajadores sean la variable de la sostenibilidad del sistema de transporte, ni en el AMBA, ni en todo el interior del país, no permaneceremos inmóviles ante el empobrecimiento de los salarios de los trabajadores. Con los salarios de los compañeros no se jode», dejaron representado en el ministerio desde la UTA. En ese punto, reiteraron que no admitirán que «se haga política con la dignidad y el esfuerzo de los trabajadores».

Por su parte, las cámaras empresariales se quejaron que no hubo presente en la reunión ningún representante de las carteras de transporte de las jurisdicciones involucradas, CABA, provincia de Buenos Aires y Nación.

Además, las patronales aseguraron en el acto firmada que la deuda que se mantiene en subsidios asciende a «12.900 millones de pesos para las empresas de jurisdicción nacional y a más de 6.700 millones de pesos para las empresas de jurisdicción de la provincia de Buenos Aires, lo que hace un total de 19.600 millones de pesos», cifra nominal a la que hay que agregar el efecto inflacionario, que en el período en cuestión es del 26,1 por ciento, a partir del IPC de la Ciudad.

Ante de levantar la audiencia, las cámaras empresariales apuntaron a las autoridades por un posible «conflicto que altere la paz social». Al levantar la reunión, se acordó que haya una reunión este martes.

«Como el Ministerio de Transporte llamó a una mesa de diálogo para mañana miércoles, se decidió pasar la primera reunión de la cartera laboral a la del otro día», confirmó una de las fuentes de la UTA consultada.

Horizonte complejo

Con este panorama, tanto en las empresas como en el gremio son pesimistas respecto de lo que pueda pasar con este conflicto. Hasta ahora, la paritaria de los colectiveros tuvo un aumento consolidado del 40 por ciento, para la primera etapa del año.

Ante la falta de respuesta, crece el malestar con Alexis Guerrera, el ministro de Transporte, que no se termina de involucrar en el tema. Pese a ser un hombre de Sergio Massa, no se salva de la poda presupuestaria, lo que obliga a ser muy cauto con los subsidios, que las firmas no pueden dejar de cobrar. No alcanzó la suba de la tarifa anunciada hace unas semanas, y ahora hay cierta expectativa por lo que pase este miércoles.

TENSIÓN Y ASAMBLEAS EN LA UTA DE SANTA FE POR LA INTERVENCIÓN DE LA SECCIONAL

La que se lograron cerrar fueron las negociaciones con las cámaras empresarias de la rama larga distancia. En ese caso, se acordó el pago por única vez de una gratificación para el personal de conducción en relación de dependencia y proporcional para todas las categorías del sector de larga distancia de 25 mil pesos a percibirse conjuntamente con los haberes de agosto de 2022.

Se agregó al salario una suba extraordinaria de unos 28 mil pesos, y se reclamó la apertura de la discusión paritaria a fin de definir los salarios de los meses de septiembre, octubre, noviembre y diciembre de 2022 a partir de la primera semana de septiembre.

Temas relacionados / /
Suscribite a nuestro newsletter
Te puede interesar
Últimas Noticias en Zonales