28 de Noviembre
de 2022
Actualidad.

ATE reunió a su dirigencia municipal bonaerense y reclamó la recuperación del salario

08. 07. 2022

Delegados analizaron el presente del sector y pidieron avanzar en la construcción de convenios colectivos en los 135 municipios provinciales.

Con la presencia de centenares de trabajadores de toda la provincia de Buenos Aires, ATE reunió en la localidad de Berisso a su sección de municipales, donde analizaron su agenda de trabajo con eje en el rol de los delegados de la organización en las comunas.

Además de reclamar por una recuperación salarial para el sector, la dirigencia pidió avanzar en la construcción de convenios colectivos de trabajo en los 135 municipios provinciales, entre otras líneas de acción.

El encuentro contó con la presencia de 50 seccionales de toda la Provincia, en una jornada que fue continuidad de lo realizado en el mes de diciembre del año pasado en la vecina Ensenada.

En esta oportunidad la mesa que condujo la reunión estuvo integrada por Oscar de Isasi, secretario general de ATE bonaerense; Juan Murgia, secretario gremial de ATE Provincia; Mara Romero, secretaria de prensa de ATE bonaerense; Germán Mogilner, secretario de finanzas de ATE bonaerense; Adrián Lezcano, secretario general de ATE Ramallo; María Eugenia Bravo, secretaria general de ATE San Nicolás; y Mercedes Cabezas, secretaria de organización de ATE nacional.

Durante el inicio de la jornada, De Isasi, titular del sindicato provincial, remarcó que «uno tiene que tener claro lo que tiene que dejar cuando se va y eso es compañeros y compañeras que garanticen la defensa de los intereses de los trabajadores y las trabajadoras».

Más delegados

En ese sentido precisó: «Necesitamos que delgados y militantes se consoliden los más rápido posible como dirigentes. Y para consolidarse tenemos que aportar todos nuestros recursos en experiencia y en formación para que los compañeros y las compañeras se fortalezcan».

«Para ser dirigente no hay leer todos los libros –si los leen mejor-, uno tiene que tener el fuego de la rebeldía y, además, tiene que tener la capacidad de organizar el poder en el sector de trabajo, ser referencia entre compañeros y compañeras, tener prestigio y venir a discutir a la organización», agregó.

«Tenemos que elegir delegados y delegadas que construyan poder, que vengan a discutir la línea de acción en el gremio, que construyan el monstruo de mil cabezas que necesitamos para derrotar a los dueños de la Argentina», advirtió.

Dirigente de la CGT, preocupado por la feroz pelea Alberto-Cristina, pidió señales de una «conducción unificada»

De Isasi reflexionó que «muchas cosas están en juego: La formación, qué tipo de formación, la organización en el sector del trabajo, la reforma del estatuto».

«No es menor que nuestra organización haya reformado el estatuto, y tenga paridad y alternancia; no es menor que nuestra organización sea una de las pocas en el mundo que por el solo hecho de hacer una asamblea, convocada por el cuerpo de delgados, al definir una medida no necesita la autorización del gremio y automáticamente ésta pasa a ser legal; no es menor que los jubilados y jubiladas estén incorporadas a la conducción de la organización; la creación de seccionales. Todo ello muestra un camino, una forma de construcción», evaluó.

Resistencia

Por su parte, Murgia, quien es trabajador municipal de Berisso, reflexionó en torno a la realidad que se atraviesa en el sector.

«Los municipales hemos demostrado, en la resistencia, que no nos faltó capacidad para resistir los planes del neoliberalismo. Nos propusimos derrotar esas políticas antipopulares en las calles y también ser parte de quienes las derrotamos en las urnas», sostuvo.

Gremios ensayan primeros pedidos a Batakis: desde la segmentación de tarifas a las obras sociales

«Ese compromiso que tuvimos en la resistencia no fue un cheque en blanco para que nos resignáramos a esta realidad donde los sueldos son de pobreza, donde los CCT brillan por su ausencia y donde la inestabilidad precariza la vida de miles de trabajadores. Sabemos que la única manera de transformarla es yendo a los corralones, a las unidades sanitarias, a los palacios municipales y decirles a los compañeros que si nos organizamos nosotros podemos modificar la realidad», enfatizó.

Por último, Mercedes Cabezas dijo que «el 11 de agosto será un plebiscito de nuestra política a nivel nacional. Los compañeros y compañeras irán convencidos que estamos haciendo lo que dijimos que veníamos a hacer: democratizar las relaciones laborales y debatir en cada punto del país las propuestas para avanzar en mayores y mejores reivindicaciones de nuestra clase».

Suscribite a nuestro newsletter
Te puede interesar
Últimas Noticias en Zonales