lunes 14 de junio de 2021

Desde ATE le apuntan a Sabina Frederic por el “desfinanciamiento” de la obra social de las Fuerzas Armadas

La seccional del gremio en el IOSFE denunció que la ministra quiere trasladar a gendarmes y prefectos a la obra social de UPCN, gracias a un pacto con esa organización. Si bien la medida no está confirmada, pidieron explicaciones a la ministra de Seguridad. Aseguran que la idea se da en medio de “una disputa política” entre las carteras de Frederic y de Defensa, a cargo de Agustín Rossi.

Por Diego Lanese

Hace unos días, en una reunión vía Zoom, dirigentes de ATE le reclamaron al titular del Instituto de Obra Social de las Fuerzas Armadas y de Seguridad (IOSFA) por las deficiencias de las prestaciones que realiza la entidad al personal civil. Para sorpresa del gremio, la respuesta de Darío Díaz Pérez apuntó a una vieja amenaza que comenzó durante el gobierno de Mauricio Macri: sacar de la obra social a gendarmes y prefectos. Según comentó el funcionario, el Ministerio de Seguridad nacional quiere que estos efectivos pasen a Unión Personal (UP), la obra social del gremio UPCN.

La novedad “encendió todas las alarmas”, ya que los estatales consideran la movida “un ataque al IOSFA”, ya que la salida de los agentes generará un enorme desfinanciamiento.

Por eso, en los últimos días realizaron protestas y distintas actividades en todo el país pidiendo información sobre el posible traspaso, y reclamando a la titular de la cartera de seguridad nacional, Sabina Frederic, que responda a los interrogantes.

Para ATE, existe “una disputa política” entre Seguridad y el Ministerio de Defensa. Además, desmintieron los números difundidos por algunos medios periodísticos.

La seccional de ATE en el IOSFA salió al cruce de las versiones del traspaso de agentes, y apuntó a “un pacto” entre Frederic y el gremio UPCN, que recibiría a los integrantes de Gendarmería y Prefectura en su obra social UP. “Si se confirma este traspaso, son 250 mil afiliados los que se irían de la entidad”, informó Rubén López, delegado general de ATE-IOSFE.

En diálogo con Gestión Sindical, el dirigente recordó que la obra social “viene arrastrando una deuda millonaria, que la actual gestión dice está tratando de sanear, pero la verdad es que hoy por hoy la situación no está bien, porque hay reintegros atrasados, entre otras cuestiones”.

Con estos antecedentes, afirmó López, el traspaso masivo de agentes “sería un golpe muy duro, un desfinanciamiento del que IOSFA no se podría levantar, ya que lo que aportan estos afiliados son 832 millones de pesos mensuales”. Según afirmaron desde ATE, el Ministerio de Seguridad no transfiere esos recursos desde octubre del 2020, por lo que López sospecha que “esta medida ya la venían pensando”.

Problemas estructurales

EL IOSFA fue creado en 2013 en la primera gestión de Agustín Rossi como ministro de Defensa, cristalizando un proyecto que venía desde hacía un tiempo. Al asumir nuevamente la cartera, el santafecino nombró a Darío Díaz Pérez al frente del organismo. El ex intendente de Lanús y es senador provincial asumió con un fuerte déficit. Según le confirmaron a Gestión Sindical desde el entorno del funcionario, cuando llegaron a la obra social la deuda “era de unos 6 mil millones de pesos”.

“Hoy, luego de un fuerte saneamiento se logró achicar el pasivo a unos 1.200 millones de pesos, pero el traspaso de esos efectivos serpia un golpe fatal”, agregaron las fuentes consultadas. Hasta el momento, el traspaso no fue confirmado, y según comentaron desde ATE se necesita un decreto del propio presidente Alberto Fernández.

“Esto lo tienen que acordar con Alberto Fernández o Santiago Cafiero, jefe de Gabinete, por lo que nos dice el presidente de la obra social Rossi no está de acuerdo, el tema es que hay una disputa entre ministerio, Gendarmería y Prefectura dependen de Frederic, eso sumado a las denuncias por las prestaciones deficitarias sería el motivo del intento de cambios”, recalcó López.

La idea de sacar a estos agentes de la obra social de las fuerzas de seguridad no es nueva, y ya se rumoreó durante la gestión de Patricia Bullrich al frente de la cartera de seguridad nacional, potenciado por la buena relación de la actual presidenta del PRO con Gendarmería. “Es esa época la versión era que se iban a pasar a OSDE o Swiss Medical. Ahora apareció UP, con algo muy fuerte, porque lo admitió el propio Díaz Pérez”, sostuvo López.

Uno de los argumentos que se usó en su momento para intentar realizar el traspaso era la “sobredimensión” de la IOSFA, con 4.500 empleados para 600 mil afiliados, una idea que ratifican las actuales autoridades de Seguridad pero que desmiente López. “La obra social brinda servicios en la actualidad a 586 mil activos, y somos 3.640 trabajadores y 1.900 contratados para cubrir todo el país, nosotros incluso estamos pidiendo que se cubran vacantes que van a apareciendo”, explicó el delegado general de ATE.

Como ejemplo, sostuvo que en delegaciones como La Pampa, se jubilaron cinco empleados, por lo que en este momento son seis los trabajadores para cubrir todas las necesidades de la provincia.

Pedido de informes

Antes las versiones de traspaso, en los últimos días ATE organizó actividades en todo el país, para reclamar por el sostenimiento de la obra social, ante el avance de las versiones de traspaso. En una de las principales, se realizó una conferencia de prensa en el hotel Quagliaro, en el marco de una jornada nacional de lucha.

“Hacemos responsables a la ministra y al gobierno nacional por el deterioro progresivo de las prestaciones de la obra social”, afirmó Rodolfo Aguiar, secretario Adjunto de ATE nacional. Esa jornada, se adelantó que se realizará una presentación para conocer los detalles de la situación del IOSFA y de los posibles cambios.

“Se le mandó una carta documento a la ministra Frederic, para reclamarle que aclare estos dichos y para que pague la deuda que mantiene con el organismo, hasta el momento no tuvimos ninguna respuesta”, confirmó López.

“IOSFA es la tercera obra social más grande del país, y esta maniobra que intenta la ministra implicaría un grave desfinanciamiento”, dijo en esa jornada de lucha López, donde le reclamó al gobierno “un plan de rescate”, tal como lo hizo con otras obras sociales sindicales. Además de los problemas financieros –que este traspaso agravaría mucho –desde ATE tienen otros pedidos concretos para los funcionarios.

“Estamos pidiendo por la situación de los más de mil contratados, la falta del pago del bono de salud, que anunció el presidente Alberto Fernández, pero no nos llegó. Nosotros fuimos declarados personal esencial por los ministerios de Salud y Defensa, pero no nos abonaron ese refuerzo salarial”, concluyó López.

También podría interesarte

Asumió Alejandro Salcedo al frente de la UDOCBA: “Es imprescindible negociar salarios”

El flamante secretario general de la Unión de Docentes de la provincia de Buenos Aires …



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *