05 de Agosto
de 2021
Actualidad.

Paro nacional: la CGT destacó la contundencia de la medida y aseguró que no promueve “una fogata social”

06. 04. 2017

La dirigencia sindical hizo un balance de la medida de fuerza, y destacó “el alto acatamiento” que tuvo en todo el país. “Estamos tristes porque hay millones y millones de compatriotas nuestros que no tienen trabajo”, le contestaron al presidente Macri. desde el gobierno intentaron minimizar la medida de fuerza.

Con el apoyo de gran parte del concejo directivo, el triunvirato de la CGT hizo un balance del primer paro realizado a la administración de Mauricio Macri. En la sede de Azopardo, Juan Carlos Schmid, Carlos Acuña y Héctor Daer encabezaron una conferencia de prensa donde destacaron el acatamiento del paro, y se despegaron de los piquetes realizados por organizaciones clasistas y de izquierda. Durante la misma, exigieron un diálogo “profundo” con el gobierno de Mauricio Macri, y pidieron una “rectificación” del rumbo económico. Además, cruzaron al presidente por sus dichos al abrir un foro de empresarios, donde dijo estar “contento” por la gente que está trabajando. “Nosotros todavía estamos tristes porque hay millones y millones de compatriotas nuestros que no tienen trabajo”, dijeron. Además, aclararon que no buscan “una fogata social”.

Los integrantes de la CGT hablaron de la medida de fuerza, y valoraron el acatamiento logrado, en una jornada donde hubo poca actividad en casi todo el país. Daer reiteró que el paro por 24 horas de la central sindical ha sido “contundente” en todo el país, en reclamo de “la rectificación de la política económica y social”. «Los que deambulamos durante el día por la Ciudad también vimos que no solo nos acompañaron los compañeros trabajadores, sino que también fuimos acompañados por el Comercio, por las pymes, por todos aquellos sectores que vienen siendo vulnerados por esta política económica y social que lleva adelante el Gobierno», remarcó el dirigente de la sanidad.

Por su parte, Schmid aclaró que “nadie se pone contento” por haber llegado a la medida de fuerza de esta jornada, pero “la política no ha dado los resultados que se querían; no hemos encontrado las diagonales que le permitan a los gremios, los empresarios y el gobierno, encontrar las coincidencias para que no lleguemos al paro”, dijo. Por otra parte, el dirigente no descartó un encuentro con el gobierno. “Es una posibilidad que está abierta”, dijo en la conferencia de prensa y recordó una reunión con todo el gabinete nacional a fines del año pasado, de la que salieron las correcciones a Ganancias, entre otros temas.

Carlos Acuña sostuvo que «había que llegar a esto para hacerle entender y que escuche el Gobierno» y dejó en claro que la CGT está «dispuesta a acompañar para mejorar el rumbo». «El paro es una medida constitucional que tenemos los trabajadores para hacer escuchar al Estado y que solucione los problemas, están ellos gobernando y tienen la responsabilidad y obligación de escuchar lo que el pueblo ha dicho», añadió.

Durante toda la jornada, la ausencia de transporte público hizo que la mayoría de las calles se vieran desiertas. En el conurbano, las estaciones de trenes estuvieron desiertas, y recién por la tarde hubo algún movimiento en los centros comerciales. Pese a que un sector de gastronómicos no se adhirió a la medida, no hubo mucha actividad en bares y restaurantes. Los bancos no atendieron al público, y por la falta de transporte de caudales muchos cajeros automáticos se quedaron sin dinero. Además, en horas de la mañana la Gendarmería reprimió a manifestantes en Panamericana, al intentar despejar la circulación (ver nota aparte).

La mirada del gobierno

En tanto, desde el gobierno nacional intentaron minimizar la medida de fuerza. Desde el “mini Davos”, donde Macri se reunió con empresarios, el jefe de Estado abrió la jornada con unos dichos que sonaron a chicana: “qué bueno que todos estamos acá trabajando”. En tanto, el ministro de Trabajo, Jorge Triaca ratificó en las primeras que el gobierno sigue con la «predisposición al diálogo», pero también advirtió que la ciudadanía voto por «un cambio». «Consideramos que se consiguieron muchas cosas, como los cambios en el impuesto a las Ganancias, los cambios en el mínimo no imponible, las mejoras para los jubilados, las asignaciones para los hijos de los monotributistas. Creemos que el camino es el diálogo, el diálogo seguirá en la predisposición del gobierno», subrayó Triaca.

Por su parte, el presidente provisional del Senado, Federico Pinedo, afirmó que hay intencionalidad política detrás del primer paro general que la CGT lleva a cabo contra la administración de Mauricio Macri, y advirtió que esa actitud implica «un costo de miles de millones de pesos que se le quitan a la Argentina».

«Salgan en bici, camión o furgoneta, pero vayan a trabajar». La ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, admitió que la situación generada por el paro «es compleja» por el número de piquetes, pero aseguró que «se puede llegar a cualquier parte» de la ciudad de Buenos Aires y alrededores y por eso pidió a la gente «que se anime y salga de su casa». «La situación es compleja porque hay muchos manifestantes en varios lugares para impedir que la gente que quiere trabajar pueda llegar, pero con un trabajo duro y complejo estamos haciendo lo mejor», sostuvo.

Temas relacionados /
Te puede interesar
Últimas Noticias en Zonales