24 de Junio
de 2022
Actualidad.

Aumenta la resistencia al sistema de pasantías laborales lanzado en escuelas de CABA

02. 06. 2022

Gremios docentes rechazan la puesta en marcha de la propuesta del Ministerio de Educación, que incluye una campaña contra el inicio de las tareas.

En mayo, alumnos de la Ciudad de Buenos Aires comenzaron a participar del programa de pasantías laborales anunciados por el gobierno porteño, que generó rechazo en gremios docentes y otros sectores. Con los primeros chicos realizando tareas en las empresas que se sumaron al plan de Horacio Rodríguez Larreta, se inició una campaña para denunciar irregularidades en la puesta en marcha, como que las horas que corresponden a la práctica coincide con las clases, por lo cual se pierden horas de aprendizaje.

Además, hay fuertes cuestionamientos a los beneficios que se entrega a las firmas que apoyan la propuesta, en especial entre quienes son proveedores de alimentos en los comedores escolares, lo que incluye el otorgamiento de una millonaria licitación. La situación llegó a la justicia a través de una denuncia de una multisectorial de CABA.

Los gremios docentes confirmaron que desde mayo ya hay chicos realizando pasantías en diversas empresas que se sumaron al plan denominado Prácticas Educativas en Ámbitos Laborales, que forman parte del diseño curricular de la Secundaria del Futuro e incluye a alumnos de 5° año, sin contar con los 3 mil estudiantes de las 52 escuelas técnicas ubicadas en el territorio porteño.

«Se comenzó con algunas irregularidades, como que los pibes pierden horas de clases, ya que cumplen tareas cuando deben estar en el aula», le dijo a Gestión Sindical una fuente de UTE, que junto con Ademys se puso al frente de la resistencia de esta iniciativa.

Cuando se presentó la propuesta, se dijo desde el Ministerio de Educación porteño que los alumnos «no perderías horas de clases», algo que no sucede.

Para los detractores de la medida, el plan es una forma de «explotación laboral», y si bien prometieron medidas, hasta el momento no se produjeron. El problema, afirman las fuentes, «es que hubo otros temas que se interpusieron, como la reforma del Estatuto Docente, y en medio estuvieron las vacaciones».

En tanto, en los últimos días hubo quejas por los lugares elegidos para las prácticas. En un principio se habló de empresas de primera línea. Pero en estos días padres afirmaron que se hicieron en proveedores de alimentos que trabajan con el gobierno porteño, por ejemplo.

Uno de los testimonios conocidos fue del colegio Lengüitas, cuyos alumnos deberán realizar sus pasantías laborales en la sede de la Cámara Argentina de Concesionarios de Servicios de Comedores y Refrigerio.

“Mi hijo está en 5to. año. El gobierno aplica su programa que llama de ‘pasantías laborales’. Deben ir a una fábrica de sandwichs dos días a la semana de 8 a 12 horas y no tienen clases esos días. Es una tragedia”, difundió en su cuenta de Twitter Laura Galarza.

Grave denuncia

A partir de esto, se denunció que el gobierno porteño firmó un convenio esta cámara para que los estudiantes realicen pasantías laborales en sus empresas. A cambio, afirmó el Instituto Pensamiento y Políticas Públicas (IPPyP), «las concesionarias recibirán beneficios en procesos de licitaciones de bienes y servicios dentro de la Ciudad«.

Según la entidad, estos beneficios están vinculados a una licitación para definir «qué empresas se ocuparán del servicio de alimentación de las escuelas porteñas los próximos cuatro años por más de 50 mil millones de pesos». Ante esto, organizaciones, familias y cooperadoras presentaron un amparo colectivo para frenar la decisión.

«Las concesionarias de comedores escolares denunciadas en múltiples oportunidades por intoxicar a estudiantes fueron premiadas por el Ministerio de Educación de la Ciudad con el ‘Sello Compromiso con la educación’. Este ‘sello’ se otorga a las empresas que se ofrecen como opción para que estudiantes de quinto año hagan las pasantías laborales. De esta manera, estudiantes de colegios como la Escuela Normal Superior en Lenguas Vivas, apodada popularmente Lengüitas, deberán realizar sus pasantías laborales en la sede de la Cámara Argentina de Concesionarios de Servicios de Comedores y Refrigerio«, afirmó la denuncia, a la que tuvo acceso Gestión Sindical.

MÁS SECTORES RECHAZAN EL PLAN DE PRÁCTICAS LABORALES EN CABA: «QUIEREN ABARATAR COSTOS LABORALES”

Este beneficio, subrayó el IPPyP, «es una muestra más del compromiso que tiene el gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, no con la educación sino con estas empresas que brindan un servicio que acumula denuncias y, pese a todo, continúan con total normalidad porque hay un entramado legal que les asegura impunidad y un gobierno que les garantiza ganancias exorbitantes».

Campaña

Ante esto, las organizaciones no sólo recurrieron a la Justicia, sino que además anunciaron una campaña para difundir esta y otras irregularidades. Impulsada por familias, cooperadoras y organizaciones gremiales y sociales, la llamada «Campaña por una alimentación de calidad y gratuita para todos, con la participación de la comunidad educativa«.

Se sumó al amparo judicial, que reclama se declare «la inconstitucionalidad y nulidad de la licitación pública 7 por violar las instancias obligatorias de participación de la comunidad educativa y violar el principio de universalidad y gratuidad de la educación pública».

PRÁCTICAS LABORALES: LOS GREMIOS DOCENTES DE CABA ADELANTAN QUE HABRÁ PROTESTAS

Pese a todo, los casi 30 mil alumnos pensados para este inicio ya están realizando las primeras tareas. Según se informó, el estudiante deberá cumplir con 120 horas de práctica laboral y 30 horas en educación financiera y en habilidades para la empleabilidad, que son distribuidas a lo largo del año escolar.

Pese a lo dicho en un momento, el desarrollo de estas pasantías no es en contraturno, sino que es en horario escolar y la evaluación está a cargo de los docentes

Suscribite a nuestro newsletter
Te puede interesar
Últimas Noticias en Zonales