sábado 6 de junio de 2020
Inicio / Actualidad / Alertan que Vidal deja una Provincia donde “la desocupación y la informalidad crecieron considerablemente”

Alertan que Vidal deja una Provincia donde “la desocupación y la informalidad crecieron considerablemente”

Según datos del Instituto para el Desarrollo Económico y Social de Buenos Aires (IDESBA) de la CTA de los Trabajadores, en cuatro años de gestión el gobierno saliente dejó una fuerte caía del empleo y la actividad económica. Sólo este año se perdieron 50 mil empleos registrados, pero podrían ser muchos más cuando termine el año. “No hay dudas de la realidad que dejan”, aseguran desde la central obrera.

Diego Lanese / Especial para Gestión Sindical

En su discurso de asunción, el gobernador Axel Kicillof hizo un diagnóstico de la situación que dejó su antecesora María Eugenia Vidal en territorio bonaerense, que según el flamante mandatario tiene una realidad “durísima” en materia económica y productiva. Por eso, dijo que una de sus tareas es que la provincia “vuelva a ser productiva y no especulativa”. En la jura, hizo un repaso de varios indicadores, y anunció que la famosa “caja” que deja la anterior gestión “no alcanza para 30 días”. Los números son incontrastables, y coinciden con otros diagnósticos realizados por diversos sectores, como el gremial.

En este sentido, la CTA de los Trabajadores bonaerense difundió esta semana un trabajo donde hace un balance de la realidad que deberá afrontar el nuevo gobierno. A través del Instituto para el Desarrollo Económico y Social de Buenos Aires (IDESBA), la central obrera alertó que la Provincia “está sumergida en una coyuntura sumamente crítica, con un enorme costo social y una pesada carga de vencimiento de deuda e intereses a afrontar”. En el plano laboral, la entidad afirmó que hubo un desplome de la actividad industrial, que derivó en la pérdida de más de 50 mil puestos laborales registrados. Además, en estos cuatro años creció la informalidad, en especial en los grandes centros urbanos, como el conurbano o el gran Mar del Plata.

El IDESBA “Stella Maldonado” –en honor de la ex titular de CTERA –elaboró un informe con datos de los cuatros años de gestión Vidal en la provincia de Buenos Aires, y remarcó las dificultades que deberá afrontar la nueva gestión, en especial por el desplome de los empleos registrados y la retracción de la actividad, en especial la industrial y la construcción. En este sentido, la entidad recordó que ante los problemas económicos que enfrentaba la Provincia en 2015 “la gobernadora propuso reforzar los lineamientos nacionales basados en viejas recetas de ajuste, desregulación y liberalización para que la economía se rija por el mercado y un inédito proceso de endeudamiento, que al darse en moneda extranjera y a corto plazo alimentó un explosivo esquema deuda-deuda”.

El resultado fue un modelo que favoreció la retracción de la actividad y la caída del empleo. “El sector industrial es uno de los más afectados por la retracción de la actividad económica bonaerense”, alertó el informe de IDESBA, al que tuvo acceso Gestión Sindical. En los primeros siete meses de este año, sostuvo el trabajo, “se contrajo un 9,3 por ciento interanual”.

El desplome de este año tuvo picos de casi el 30 por ciento, como sucedió con textiles y cueros (29 por ciento), automotriz (23 por ciento). Además, en el acumulado de diciembre de 2015 a julio de 2019, la actividad cayó un 7,7 por ciento, y lleva 15 meses consecutivos de baja.

Esta destrucción de la capacidad productiva bonaerense tuvo una inmediata repercusión en el nivel de desempleo, que pasó del 10,8 por ciento en el segundo trimestre de 2016 a 12,4 por ciento en 2019. En suelo provincial, indicó IDESBA, “en los últimos 4 años se perdieron 51.364 empleos del sector privado, equivalente a un 31 por ciento de la merma a nivel nacional”.

“La desocupación y la informalidad crecieron considerablemente en todos los conglomerados urbanos de la Provincia en relación al segundo trimestre del 2016”, se informó. Los picos se dan en el gran Buenos Aires, donde el desempleo alcanza una tasa del 12,7 por ciento u una informalidad del 36 por ciento; y Mar del Plata y Batán, donde estos indicadores treparon al 13,4 y 33,6 por ciento, respectivamente. Este deterioro fue determinante para el crecimiento de la pobreza.

En el primer trimestre de 2019 (último dato disponible), “un 38,4 por ciento de los bonaerenses eran pobres y un 8,7 por ciento se encontraban por debajo de la línea de indigencia”. Según el informe de IDESBA, en un año “se sumaron 1.166.925 pobres y 394.194 indigentes, cifras que hoy día podrían ser aún peores producto de la última devaluación y pérdida de poder adquisitivo del salario”.

«Hoy es un día muy especial, es el día en el que vengo a comprometerme ante los y las bonaerenses a trabajar sin descanso y con honestidad para reconstruir la provincia de Buenos Aires. Para recuperar los derechos perdidos pero también para transformar a fondo nuestra provincia”, fueron las primeras palabras de Kicillof como gobernador, en su discurso de asunción.

Desde la CTA, además de apoyar sus dichos con el informe del IDESBA, se mostraron a favor del diagnóstico realizado. “Es contundente, no hay dudas de la realidad que deja Vidal”, sostuvo Pedro Wasiejko, secretario Adjunto de esa central obrera. Pese a esto, advirtió que los datos que difundió el instituto “son peores”, ya que falta la segunda mitad del año. “La pérdida de puestos de trabajo es mayor, creemos que luego de la elección esté número debe estar llegando a los 90 mil empleos registrados destruidos”, le dijo el dirigente a Gestión Sindical.

“Kicillof planteó claramente la situación que se encuentra la Provincia, no sólo la económica sino además la social, es bueno decir con mucha claridad lo que está pasando para poder tomar las decisiones correctas que lleven a la recuperación del empleo”, sostuvo Wasiejko. La CTA de los Trabajadores se comprometió a “apuntalar la gestión bonaerense, de la que es parte, ya que la secretaria de Género de la central, Estela Díaz, asumió como Ministra de Mujeres, Políticas de género y Diversidad Sexual.

Ante este panorama, los gremios preparan pedidos y propuestas para intentar recuperar la actividad, tanto a nivel nacional como en la provincia de Buenos Aires. En el sector automotriz, lo sindicatos elaboraron un plan que piensan llevar al ministro de Producción nacional Matías Kulfas, para tratar de salir de una crisis que lleva 20 meses de caída en las ventas. La “Propuesta para la sostenibilidad del sector automotor”, ahora rebautizado “Plan estratégico 2030 del sector automotor” será presentado el próximo martes en la sede de SMATA, gremio que lideró su elaboración junto con la UOM y las cámaras empresariales.

Entre los puntos centrales del plan se encuentra el impulso de una reforma tributaria específica para el sector; un plan de renovación del parque automotor; inversión de la escala del impuesto automotor (patente); línea de financiamiento blandas (estímulo por antigüedad); incremento de los costos de la VTV; exención del impuesto a los Bienes Personales sólo para auto único de fabricación nacional (preferencia impuestos internos), entre otros.

También podría interesarte

Murió una enfermera por coronavirus: había pedido licencia seis veces y se lo rechazaron

Se trata de María Ester Ledesma quien trabajaba en el Hospital Interzonal de Agudos Gandulfo …



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *