jueves 24 de mayo de 2018
Inicio / Actualidad / Gremios universitarios y un categórico rechazo a la primera propuesta salarial: “Fue una falta de respeto”

Gremios universitarios y un categórico rechazo a la primera propuesta salarial: “Fue una falta de respeto”

Todos los sindicatos docentes repudiaron la oferta realizada por el gobierno en la primera reunión paritaria del año, de una suba del 15 por ciento en cuatro cuotas. Esta semana, CONADU y CONADU Histórica irán a un paro de 48 horas. “Achicar la inversión en ciencia, tecnología y educación es achicar el futuro del país”, aseguró Luis Tircornia, dirigente sindical. Un informe alerta sobre la desfinanciación del sector y la sub-ejecución de recursos.

Diego Lanese / Especial para Gestión Sindical

“Fue una falta de respeto”. El enojo de los gremios que representan a los docentes universitarios se podía notas en sus caras, cuando abandonaban el Palacio Pizzurno, donde fueron convocados por la Secretaría de Políticas Universitarias (SPU) para protagonizar la primera reunión de la paritaria 2018. Antes, se habían visto las caras en un encuentro donde no hubo oferta salarial, y sí se trató el pago de la cláusula gatillo para el convenio 2017, que se fijó en 2,77 por ciento. En esta cumbre, todos los sindicatos rechazaron la oferta, lo que confirmo el paro de 48 horas para esta semana. Además, los gremios ya preparan una “gran marcha educativa” para el próximo mes, donde confluirán con estudiantes y otros sectores para defender la universidad púbica. “estamos ante una situación de ajuste”, alertan los dirigentes, que aseguran que las medidas de achicamiento apuntan al sector científico y tecnológico además del educativo. “Están pensando en un supermercado y no en un país productivo”, se quejaron.

La reunión de ayer lunes estuvo encabezada por funcionarios del Ministerio de Educación nacional y los principales gremios del sector, entre ellos CONADU, CONADU Histórica y FEDUN. La oferta oficial fue un aumento del 15 por ciento distribuido en cuatro cuotas: 2 por ciento en abril, 2 por ciento en junio, 5 por ciento en agosto y 6 por ciento en diciembre (cuotas no acumulativas). El ofrecimiento no contempla la incorporación de una cláusula gatillo, pero si la posibilidad de revisión en el último mes del año. Todas las entidades decidieron rechazar la oferta, y se retiraron confirmando el plan de lucha para esta semana. “fue una falta de respeto”, dijo el titular de CONADU Histórica, Luis Tiscornia. En diálogo con Gestión Sindical, el dirigente recordó que el convenio de los docentes universitarios “está vencido desde febrero, así que ya es una vergüenza que hayan tardado más de dos meses en llamarnos a negociar”. “Es una propuesta inaceptable, una provocación a todas luces, parece que hay un cambio de estilo en el gobierno, asumen un rol de cierta prepotencia”, aseguró Tiscornia, que consideró la negociación que plantea el gobierno “no es franca, es mezquina, con manipulación y maniobras”.

En tanto, desde FEDUN también rechazaron la oferta por considerarla “insuficiente”, ya que según el gremio que conduce Daniel Ricci “no garantiza mantener el poder adquisitivo de los salarios”. Además, la misma “excluye el cumplimiento del Convenio Colectivo de Trabajo y la recomposición del nomenclador docente”. “Tal como se aprobó en el último plenario de secretarios generales, exigimos un aumento superior al 15 por ciento que contemple la inflación real. Además, remarcamos la necesidad de avanzar en el cumplimiento del Convenio Colectivo de Trabajo”, explicó el gremio mediante un comunicado. En el mismo tono, la conducción de CONADU habló de propuesta “impresentable”, y ratificó el paro de actividades para el 26 y 27 de abril de esta semana. “Evidentemente hay una decisión del gobierno de paliar el déficit fiscal sobre la base del salario de trabajadores”, sostuvo el gremio mayoritario de los docentes de la educación superior.

“Lo que pedimos nosotros es muy justo, razonable, y todo indica que vamos aun marcha federal educativa con los estudiantes para mediados de mayo. Si lo que quieren es cosechar disconformidad y críticas van a lograr que las universidades salgan a la calle a reclamar”, explicó Tiscornia. En la última reunión del Consejo Interuniversitario Nacional (CIN), realizada en Jujuy, la CONADU Histórica denunció un recorte de unos 3 mil millones de pesos, que se le quitó a las universidades para este año. “Se está ante una situación de ajuste sobre el estado y la gente en general, y el sistema científico-tecnológico en particular, porque el recorte viola la propia ley del Congreso que aprobó el presupuesto de la Nación, que había otorgado esos fondos, lo que es muy grave, ya que las universidades tienen autonomía”, denunció Tiscornia.

Por su parte, CONADU –el gremio mayoritario de los docentes universitarios –presentó en el marco del encuentro un informe sobre el impacto del desfinanciamiento de la educación pública superior. A cargo del Instituto de Estudios y Capacitación (IEC), el trabajo habla del recorte de los recursos desde el 2006 para el sector, además de detectar un grave problema de sub-ejecución de los recursos. “La política del gobierno de la alianza Cambiemos para las universidades nacionales se visualiza en primera instancia en un proceso de desfinanciamiento que se produce deliberadamente desde el inicio del año 2016. La sub-ejecución presupuestaria, la ejecución tardía de partidas, y los recortes provocaron la paralización de una serie de programas necesarios para asegurar el derecho a la educación y la democratización del sistema universitario”, analiza el informe, al que tuvo acceso Gestión Sindical. En el primero de los puntos, la CONADU remarcó que la inversión nacional en las universidades nacionales “disminuyó a 0,79 por ciento en 2016 (el nivel más bajo desde 2011) en relación con un PBI que decreció un 2,3 por ciento en términos reales”. “El nivel de ejecución de las Transferencias Nacionales a las universidades nacionales durante el año 2016 y 2017 (provisorio) fue el más bajo del período 2007/2017. Esto significa que quedaron sin ejecutar 700 millones pesos destinados al sector en 2016, y 738 millones de pesos en 2017”, subrayó el trabajo.

Ante este panorama, los gremios decidieron realizar un nuevo paro de actividades, para este jueves y viernes, en el marco del plan de lucha contra lo que consideran una política de ajuste. “Todo indica que estamos en presencia de un problema de modelo, de modelo político y de país. Están pensando en un supermercado y no en un país productivo, para 10 millones de personas y no para 40”, destacó Tisscornia, que dijo que el modelo de Cambiemos terminará “generando más desigualdad social”. “Achicar la inversión en ciencia, tecnología y educación es achicar el futuro del país”, concluyó el dirigente sindical.

También podría interesarte

[VIDEO] Entre lágrimas, trabajador del subte le mandó durísimos mensajes a Macri

Fue durante el programa “1 + 1 = 3” de Santiago Cúneo, que se emite …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *