06 de Octubre
de 2022
Fuera de Megáfono.

Las dos CTA comienzan a dialogar para protestar sin la CGT contra el atentado a Cristina Kirchner

06. 09. 2022

«Si los ‘gordos’ quieren naturalizar el ataque es su problema», se quejaron en referencia al paro y marcha que frenó la conducción cegetista.

Luego de la decisión de la conducción de la CGT de no realizar por el momento un paro de actividades para repudiar el intento de asesinato de Cristina Kirchner, las dos fracciones de la CTA analizan una medida propia y no descartan coordinarla en conjunto.

En ambas centrales obreras hay enojo por la falta de decisión de los «gordos» e «independientes«, que este lunes lograron imponer su mayoría y levantaron la cumbre que iba a analizar la situación luego del ataque a la vicepresidenta del jueves pasado.

Pese al reclamo de los sectores más kirchneristas de la CGT, como el moyanismo y la Corriente Federal de Trabajadores, la dirigencia sostuvo que la marcha del viernes fue una respuesta «contundente» y se mantiene en estado de «alerta y movilización».

Ante esto, se activaron contactos entre la fracción que lidera Hugo Yasky y la que está en manos de Hugo «Cachorro» Godoy, que podrían movilizar por su cuenta. Acusan a la dirigencia cegetista de «naturalizar» el ataque.

Cuando la CGT levantó la reunión prevista para este lunes, en las dos CTA no ocultaron su malestar, y comenzaron a realizarse llamadas para empezar un diálogo para realizar una protesta propia, lo que incluye un paro nacional.

«Si los ‘gordos’ quieren naturalizar el ataque e intento de asesinato a la vicepresidenta es su problema», afirmó un dirigente de la CTA de los Trabajadores, que no ocultó su bronca. «Los compañeros no están dispuestos a dejar pasar este ataque a la democracia y vamos a realizar todas las acciones para defenderla», agregó el mismo dirigente, ante la consulta de Gestión Sindical.

En esta central, muy cercana al kirchnerismo, no sólo quieren movilizarse por los hechos de la semana pasada, sino fundamentalmente «contra la persecución judicial, ya que está demostrado que la causa judicial busca proscribirla», en referencia a Cristina Kirchner.

El sindicalismo que se viene: cuáles son los principales dirigentes sub-50

Ya el viernes pasado, cuando se marchó a Plaza de Mayo, la CTA de los Trabajadores decretó un paro junto a algunos gremios de la CGT. En ese momento, la idea era sumar a todo el arco sindical, pero la conducción cegetista decidió no plegarse, ya que se resiste a que le impongan la agenda del kirchnerismo duro.

«Le trasladamos a la CGT y coincidimos con la Corriente Federal, con el moyanismo, en la necesidad que el lunes haya una convocatoria a un paro general con movilización a la Corte Suprema de Justicia», alertó Yasky en la previa de esa marcha.

Las presiones de estos sectores no lograron cambiar la idea de la CGT, que afirmó que «frente a la respuesta contundente de los trabajadores a la convocatoria efectuada y por las razones expuestas en la última reunión, corresponde dar por superada la reunión del Consejo Directivo. Pero desde la CTA recalcaron que «nosotros no damos nada por superado, al contrario, estamos en proceso de construir con muchos sectores un gran paro nacional».

Reuniones claves

A esta construcción podría sumarse la CTA Autónoma, que se expresó contundentemente contra el ataque a CFK, y que se movilizó el viernes pasado, «en solidaridad con la vicepresidenta y en defensa de la democracia». Ahora, buscará sumar más fuerza a la idea de un paro con el resto de la dirigencia.

«Estamos discutiendo la posibilidad de una medida propia, o en conjunto con otras organizaciones», afirmaron fuentes de la central obrera consultadas por Gestión Sindical. En concreto, adelantaron que esta semana «habrá seguramente una reunión formal para darle forma a la protesta» y no descartaron que se invita a la otra fracción de la CTA y a gremios de la CGT.

«Ya tuvimos algunas conversaciones informales, falta definir la forma de encarar esas charlas, pero seguro esta semana habrá una reunión», agregaron las fuentes.

Malestar de Palazzo porque no se convocó a un paro y crecen los rumores de que volvería a dejar la CGT

La CTA Autónoma se movilizó masivamente el viernes pasado a Plaza de Mayo, luego que su Comisión Ejecutiva nacional se reuniera «de emergencia» y resolviera participar de la jornada de repudio al ataque, ocurrido el jueves pasado.

En esa reunión, la dirigencia ratificó «la decisión de crear una mesa de diálogo junto a otras organizaciones para impulsar medidas que contrarresten el accionar de los sectores reaccionarios que buscan provocar hechos de extrema violencia».

Medidas concretas

Mientras crecen las conversaciones entre los gremios para lograr una nueva protesta, sin descartar el paro nacional, algunas organizaciones preparan actividades más chicas para esta semana, buscando no dejar que el tema pierda actualidad.

Este miércoles, por ejemplo, la Federación de Personal de Vialidad Nacional (FePeViNa) realizará un «banderazo vial», bajo la consigna «salvemos Vialidad nacional del lawfare». La entidad convocó a la actividad, que incluirá una radio abierta «por la defensa de la Democracia y de la Compañera Cristina, agitaremos muy fuerte las banderas en defensa de los hombres y mujeres de Vialidad Nacional».

En tanto, la propia Corriente Federal insiste con la necesidad de ir a un paro, y también ajusta el diálogo con los sectores afines, como el Frente Sindical de Pablo Moyano y las dos CTA. En este marco, el diputado nacional por el Frente de Todos, Sergio Palazzo, sostuvo que «la Argentina necesita terminar con los discursos de odio porque pueden llevar a un magnicidio».

Suscribite a nuestro newsletter
Te puede interesar
Últimas Noticias en Zonales