jueves 13 de mayo de 2021

Yofra: “Vicentin se debe sentir como el negro de WhatsApp: debe millones de pesos, realiza maniobras de vaciamiento y nadie hace nada”

Gestión Sindical entrevistó en exclusiva al líder de los aceiteros, quien se mostró muy preocupado por el futuro de los trabajadores de la cerealera tras la marcha atrás del Gobierno con la intervención. “Todo el lobby que se hizo en los medios de comunicación fue enorme. Y eso surge de los sectores del poder económico, porque al empresario no es que le importa Vicentin. Lo único que les interesa es que el Gobierno no intervenga en casos como este, donde hay evasión, triangulación económica y vaciamiento”, resaltó.

Por Claudio Garibotto

“Estamos muy preocupados con el tema de Vicentin, porque pasa el tiempo y no hay ninguna solución a la vista. Y es fácil adivinar el final de la historia, porque si una empresa está concursada y no hay salvataje es un hecho que va a quebrar. Nosotros siempre ponemos a la estabilidad laboral por delante. Eso es lo único que nos importa. Así que estamos alertas y a la expectativa. Y si finalmente la empresa cierre veremos qué medidas tomamos para cuidar los puestos de trabajo”, dice Daniel Yofra. El secretario general de la Federación de Trabajadores del Complejo Industrial Oleaginoso, Desmotadores de Algodón y Afines de la República Argentina (FTCIODYARA), popularmente conocida como Aceiteros, dialogó en exclusiva con Gestión Sindical y, entre otros temas, se refirió al conflicto en la empresa de Santa Fe.

– ¿Por qué creés que el Gobierno dio marcha atrás con la intervención?

Lo que puedo decir es que, por tratarse de una empresa que tiene relativamente pocos trabajadores, todo el lobby que se hizo en los medios de comunicación fue enorme. Y eso surge de los sectores del poder económico, porque al empresario no es que le importa Vicentin. Lo único que les interesa es que el Gobierno no intervenga en casos como este, donde hay evasión, triangulación económica y vaciamiento. Y yo no quisiera pensar que fue por eso que el Gobierno dio marcha atrás, pero es una realidad que hubo mucha presión.

Esta semana se conocieron declaraciones del intendente de la ciudad de Avellaneda, Dionisio Scarpín, quien pedía que el Estado ayude a “Vicentin a resolver los problemas” y que no se retire del todo, “por lo menos para acompañar”. En ese sentido Yofra explicó que, en todo caso, “la idea de una intervención del Gobierno era para cuidar a los trabajadores, no para ayudar a la empresa”. Y volvió a insistir en que con la marcha atrás “sentimos todo lo contrario al optimismo que nos generó el decreto del 8 de junio, porque ya estaba todo encaminado para la intervención por 60 días, y la verdad es que oficialmente nadie explicó el motivo”.

Otra empresa que está en conflicto en este momento es Algodonera Avellaneda, que pertenece al grupo Vicentin y que está de paro hace más de un mes por reclamos salariales. Y el conflicto está lejos de solucionarse, porque la empresa ni siquiera se presentó a las audiencias de conciliación obligatoria que dictó el Ministerio de Trabajo de Santa Fe, aduciendo que no acepta que los empleados estén afiliados en el gremio de Aceiteros -que desde el inicio de la huelga viene dando su apoyo a los manifestantes- cuando el encuadramiento sindical debería seguir siendo en Textiles.

Este tema ya está en el Ministerio de Trabajo de la Nación, pero el ministro de Trabajo de Santa Fe, Roberto Sukerman, advirtió que en realidad los trabajadores no buscan que se les aplique el convenio de Aceiteros, y sólo quieren ganar más. Y por eso decidieron el reencuadramiento.

-¿Cómo ves el conflicto en Algodonera Avellaneda y qué opina de la postura de la empresa de no aceptar que los trabajadores se afiliaran a Aceiteros?

Es un tema que también tiene una solución complicada. La empresa no quiere discutir con los trabajadores y así es difícil. Y ellos decidieron afiliarse a Aceiteros porque necesitan una solución. Están con problemas desde febrero. Tienen unos sueldos de miseria y encima no estaban cobrando. Por eso es que cambiaron de sindicato.

-¿Te sorprende que la empresa no acate la decisión del Ministerio de Trabajo y no se presente a las audiencias de conciliación?

Lo que pasa es que Vicentin se debe sentir como el negro de WhatsApp. Está en estrés financiero, debe millones de pesos, realiza maniobras de vaciamiento, y nadie hace nada. Estamos en una situación donde lo única que queda es la lucha de los compañeros.

-¿Y el sector Aceitero en general en qué situación está hoy en día?

Está complicado. Pero es algo que pasa con la economía en general en esta pandemia. La mayoría de las empresas están paradas, porque no hay exportación ni tampoco consumo interno, así que estamos en un momento difícil. Pero nos toca vivir lo mismo que a todos, esa es la verdad.

También podría interesarte

Docentes privados denuncian ataques

Fuerte denuncia: docentes privados aseguran ser atacados por la no presencialidad

A través de un comunicado, desde el Consejo directivo del Sindicato de Docentes Privados de …



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *