miércoles 19 de septiembre de 2018
Inicio / Actualidad / Un informe alerta que la nueva reforma laboral del gobierno crea “las AFJP de los despidos”

Un informe alerta que la nueva reforma laboral del gobierno crea “las AFJP de los despidos”

El centro de estudios Atenea difundió un trabajo donde analiza el nuevo paquete de leyes enviado al Senado por la Casa Rosada, para retomar la frustrada reforma en el sector. “Estas leyes apuntan a precarizar el sistema de relaciones laborales argentino”, sostuvo el trabajo. Todo el abanico sindical rechazó la iniciativa, en especial los municipales, que no quieren que la nueva forma de calcular las indemnizaciones termine por perjudicarlos.

Diego Lanese / Especial para Gestión Sindical

A fines de abril, cuando la atención comenzaba a centrarse en la economía, el gobierno nacional volvió a enviar al Congreso tres proyectos para lograr la ansiada reforma laboral. Si bien la iniciativa, muy rechazada por gremios y oposición, quedó frustrada el año pasado, por estos días el oficialismo decidió ir a la carga nuevamente con el proyecto, esta vez limitado a dos aspectos de las relaciones laborales: la registración y las indemnizaciones. El paquete de leyes (que se completa con el que crea una agencia de control de medicamentos e insumos médicos) ya está en el Senado, y fue recibido con cautela por los bloques opositores, y con preocupación para los sindicatos. Es que entre otras cuestiones, los cambios generan una nueva forma de calcular una indemnización, dejando afuera aguinaldo y otros pagos. Además, se forma un fondo de cese laboral, un mecanismo para financiar los montos a pagarle a un trabajar cuando se lo cesantea. En este punto, un informe que analiza la nueva ofensiva del gobierno alerta que este sistema propuesta crea “las AFJP de los despidos”. El trabajo es lapidario sobre el impacto de la reforma, que asegura “apunta a precarizar el sistema de relaciones laborales”. En tanto, todo el arco sindical rechazó las nuevas propuestas de la Casa Rosada, y suman este ítem a los motivos de un posible paro nacional.

La nueva reforma laboral propuesta por el gobierno tiene dos grandes ejes. Por un lado, busca un plan de blanqueo laboral, que prevé eximir del pago de multas al empresario que regularice la situación de sus trabajadores. Por otro lado, se crea un fondo para financiar las indemnizaciones, que podrá ser invertido, además de recalcular los montos, excluyendo algunos ítems del salario, como aguinaldo, bonos o premios. Si bien había cierto consenso con el bloque peronista del Senado para su tratamiento, el rechazo gremial volvió a enfriar su aprobación, que por el momento no fue confirmada. Más allá de esto, un estudio rechaza el impacto que tendrá en el marco laboral, en especial la segunda transformación. Según el Centro de Estudios para el Desarrollo Nacional Atenea, los cambios en materia indemnizatoria “dejan al trabajador en una situación de vulnerabilidad respecto a su estabilidad laboral”, en especial ante los despidos arbitrarios. El trabajo alerta que la posibilidad de capitalizar los fondos de la indemnización crea “las AFPJ de los despidos”, que permite al empleador “a desvincularse de su responsabilidad de abonar la indemnización”.

El trabajo analiza de manera crítica los proyectos de la nueva reforma laboral, y advierte sobre su impacto en el mercado del trabajo. “El Fondo de Cese Laboral sustituye al empleador en el cumplimiento de las reparaciones indemnizatorias por preaviso”, afirmó el trabajo, al que tuvo acceso Gestión sindical. La adhesión por parte de los empleadores” es voluntaria, pero una vez que se adhiere el vínculo es irrevocable e incluye a todo el personal de la planta”. Para Atenea, “se establece la posibilidad de capitalizar estos fondos, creando nuevas entidades financieras (similares a las AFJP), manejadas por el Instituto Administrador del Fondo de Cese Laboral Sectorial”. “Si bien se muestra como un beneficio para el trabajador, que podría tomar parte de esa ‘capitalización y ahorro’ al jubilarse o al renunciar, lo cierto es que en el caso de los despidos se transforma en el signo de mayor precariedad laboral que registra la normativa en nuestro país”, denunció el informe del centro.

La nueva reforma laboral fue recibida con malestar dentro de todo el arco sindical, que ya se movilizó en diciembre pasado para repudiar el proyecto original, y que ahora espera volver a contener las intenciones del oficialismo. Uno de los sectores que primero alertó sobre los efectos negativos fue el de los trabajadores municipales. Es que si se excluyen de la indemnización los pagos por fuera de los básicos, su situación quedará muy expuesta. “Los trabajadores de las comunas tienen sueldos conformados, que incorporan extras, bonos y presentismo. Si se aprueba la nueva ley, los intendentes van a poder echar a los empleados pagando muy poco, ya que los básicos son muy bajos”, le dijo a Gestión Sindical una fuente de la Federación de Sindicatos Municipales Bonaerenses (FeSiMuBo). Para el gremio que conduce Rubén “Cholo” García, la reforma es “una nueva flexibilización para los trabajadores comunales”.

Además, la mayoría de los sectores del sindicalismo rechazaron la nueva reforma. Desde la CGT, expresaron mediante un comunicado que “el ajuste permanente no es una política económica”. “Rechazamos las modificaciones a la legislación laboral que atentan contra los derechos individuales de los trabajadores y disminuye las indemnizaciones laborales”, expresó el texto, que llevó la firma del Consejo Directivo de la central obrera. De igual manera, la CTA Autónoma incluyó su rechazo a los cambios propuestos del gobierno en la jornada de este jueves 10, cuando marchó contra “el ajuste”, en el marco de un nuevo paro nacional de ATE y varios gremios estatales que forman la fracción Perón de este espacio. “No hay ninguna posibilidad de que aceptemos esta reforma por más maquillaje que tenga”, sostuvo en la conferencia de prensa previa a la jornada de lucha Ricardo Peidro, secretario general de este espacio. El dirigente vive en su gremio la reforma laboral: los visitadores médicos no tiene n paritarias desde el 2016 por negarse a modificar su convenio colectivo de trabajo.

En tanto, el informe de Atenea dio una mirada negativa al impacto del nuevo paquete de leyes en el sector laboral, si el gobierno logra los consensos para aprobarla. “La coyuntura no indica tiempos de bonanza para los trabajadores. El mercado de trabajo registra mes a mes más inserciones laborales de tipo precario (monotributo) que empleos asalariados formales. La tasa de no registro trepó al 34,2 por ciento, según los últimos datos publicados por el INDEC”, remarcó el trabajo. Para esta entidad, estas modificaciones en la normativa relativa al trabajo “apuntan a precarizar el sistema de relaciones laborales argentino”. “En el plano legislativo, normativo y judicial se intentan ir degradando los derechos del trabajo, como derechos protectores que funcionan como “equilibrio” de una relación que nace en la desigualdad entre el capital y el trabajo. El camino a la individualización de la relación laboral deteriora, hasta su desaparición, la poca capacidad de negociación del trabajador. Esto también impacta fuertemente en el plano organizativo y de representantes”, concluyó el informe del centro de estudios.

También podría interesarte

[EN VIVO] Astillero vs Vidal: la toma del Ministerio de Economía AHORA

ATE Ensenada irrumpió en las instalaciones del Ministerio, luego de que la Provincia cancelara unilateralmente …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *