domingo 25 de agosto de 2019
Inicio / Fuera de Megáfono / Prohibieron la proyección del documental sobre la explosión en la Escuela 49 de Moreno, en la que murieron dos docentes

Prohibieron la proyección del documental sobre la explosión en la Escuela 49 de Moreno, en la que murieron dos docentes

A diez días de las PASO, las autoridades macristas del INCAA censuraron “Escuela Bomba…” sobre la explosión que costó la vida de Sandra Calamano y Rubén Rodríguez. Iba a ser estrenada en el Gaumont a las 20. Los documentalistas decidieron proyectarla a la misma hora en una pantalla sobre la vereda del cine.

Horas antes del estreno programado desde junio, y a 10 días de las PASO, el INCAA bajó de la programación en el Gaumont la película «Escuela Bomba…», un documental sobre la explosión en la escuela 49 de Moreno en la que murieron Sandra Calamano y Rubén Rodríguez, realizado por Juan Mascaró, del grupo DOCA (Documentalistas de Argentina).

El argumento resultó absurdo para quienes produjeron el film y revela lo incómodo que resulta para el oficialismo que quede expuesta la ausencia del gobierno de María Eugenia Vidal, la desinversión y el desinterés por la escuela pública: «Nos dijeron que no fue producida por el INCAA -dijo Mascaró.

No cierra. Por lo menos diez películas producidas por DOCA fueron estrenadas por el INCAA, sin que haya intervenido en su producción. Es la primera vez que ocurre algo semejante». Hoy, 2 de agosto, se cumple un año del estallido .

Por eso, DOCA decidió mantener el compromiso con los familiares, la comunidad educativa y con la sociedad, y realizará el estreno en la vereda del Gaumont, hoy, a las 20, a la misma hora en que estaba programado.

«Este documental pone sobre la mesa un tema incómodo: la desinversión y el desinterés por la escuela pública en la Provincia de Buenos Aires y todo el país, que se cobró las vidas de la docente Sandra Calamano y el auxiliar Rubén Rodríguez en la explosión de la Escuela 49 en Moreno, hace casi un año», señala un comunicado del DOCA.

«El lunes íbamos a confirmar el horario de la película que ya había sido aceptada desde junio -contó Mascaró-. Nosotros queremos que salga ahora porque el 2 de agosto se cumple el año de la explosión. Y en la reunión nos dieron ese argumento, que no habían participado en la producción. Como no nos cerró en absoluto tuvimos una reunión con la gerencia del INCAA el martes, y volvieron a insistir en la misma línea. Es un acto de censura.»
“Escuela bomba…» se realizó de forma auto-gestionada, en el marco del Departamento de Educación de la Universidad Nacional de Luján, donde Mascaró es docente. «La idea era salir de las paredes de la universidad y conectarse con la comunidad -dijo el director-. Estábamos en ese proceso cuando ocurrió lo de Moreno. En Luján hay muchos docentes y estudiantes de Moreno. Empezamos a filmar en el barrio, con pocos recursos, al principio pensamos que iba a ser más breve, pero empezó a participar la comunidad, decían que falta esto y aquello, hacían sus aportes y lo que iba a ser breve se agrandó. Fue un caos porque todos querían participar de alguna manera. No fue un documental como el que estamos acostumbrados a hacer, había participación directa de la gente. Recién en marzo se terminó de hacer los cortes. Y quedó un largometraje».

En un comunicado, DOCA responsabilizó a la Gerencia del INCAA por la censura del documental. «Entendemos esta decisión de la Gerencia de Exhibición del INCAA como un acto de censura sobre los contenidos de la película. Prueba de ello es que se han estrenado en muchas ocasiones en Espacios INCAA películas que no fueron producidas por el Instituto y que no existe ninguna normativa que no permita estrenar estos films en Espacios INCAA. Hacemos responsables por esta decisión a la Gerencia de Medios y Audiencias, a cargo de Karina Castellano, a la Gerencia General, a cargo de Juan García Aramburu, y al presidente del INCAA, Ralph Haiek, desligando de cualquier responsabilidad a lxs trabajadorxs del Instituto, que día a día deben desarrollar sus labores en condiciones de creciente precarización.»

Los documentalistas decidieron cumplir con los familiares, con la comunidad educativa y con la sociedad, y consideraron que no había posibilidad de postergar ya que el 2 se cumple un año de la explosión de la Escuela 49 de Moreno. Por ese motivo, mantuvieron fecha, hora y lugar del estreno. Pusieron una pantalla en la puerta del Gaumont, Rivadavia 1635, ayer, a las 20.

También podría interesarte

«Tu campaña no es mi trabajo»: crearon un sitio de internet para recibir denuncias de trabajadores estatales que son obligados a militar por el macrismo

Gestión Sindical ya había dado cuenta de denuncias que plantean que empleados públicos de municipios …



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *