28 de Septiembre
de 2022
Actualidad.

Los gremios desafían las «paritarias oficiales» de Moroni: «Si es un techo, hay que romperlo»

11. 02. 2022

El ministro adelantó sus pretensiones de negociaciones en torno del 40% para este año, pero la dirigencia sindical le hizo saber su descontento.

Los gremios tomaron con pinzas el supuesto límite de las paritarias de este año que intentó marcar el ministro de Trabajo, Claudio Moroni, quien habló de negociaciones en torno al 40 por ciento para este año. Si bien el funcionario aclaró que a eso deberán sumarles las revisiones, la dirigencia marcó que los acuerdos deberán estar «en torno a la inflación», y que si esta cifra es un techo, «hay que romperlo».

Luego de un año con suba de precios galopante, por encima del 50 por ciento, el reclamo de los sindicatos apunta a lograr una recuperación real de los salarios, lo que anticipa un año intenso en materia de conflictividad laboral. El inminente Consejo del Salario aparece como una ronda previa a las discusiones que se vienen en el sector formal del empleo.

Moroni explicó en declaraciones periodísticas que la idea es trabajar con los gremios «en una pauta del 40 por ciento», más las revisiones «que sean necesarias». A la dirigencia sindical esto le sonó a una limitación en la discusión, y alertaron que buscarán superar esa cifra, si la inflación sigue el ritmo actual.

«Si es un techo hay que romperlo», advirtió José «Pepe» Peralta, secretario adjunto de la CTA Autónoma Capital Federal. El dirigente le dijo a Gestión Sindical que «si es un indicador para comenzar la discusión paritaria y se acuerda desde ahora con revisión en el momento que la inflación supere ese número, es aceptable».

Sin embargo, aclaró Peralta, «si el número es similar a la inflación pero los ajustes son en cuotas posteriores, nominalmente se empata, pero realmente se pierde poder adquisitivo y se termina cayendo en términos reales».

PARITARIAS 2022: BANCARIOS INICIAN LAS NEGOCIACIONES DEL AÑO CON PEDIDO DE MEJORA SALARIAL HASTA MARZO

El 40 por ciento esgrimido por Moroni no parece anclado en los indicadores actuales. Si bien es unos puntos por encima de la inflación planteada por el frustrado proyecto de presupuesto del gobierno nacional, que ubicó la suba de precios en el 33 por ciento anual, está lejos del 50 por ciento «de piso» que se está manejando actualmente entre las principales consultoras económicas del país.

El año pasado, la proyección anual del Ministerio de Economía comenzó con un índice de referencia del 29-30 por ciento, que rápidamente se vio desbordado por la realidad. La inflación anual de 2021 terminó en el orden del 50,9 por ciento, que se vio plasmado en las negociaciones salariales, que en algunos casos tuvieron más de dos o tres revisiones.

Expectativa

Los dichos de Moroni abrieron anticipadamente la discusión de salarios, en momentos donde muchos acuerdos todavía no revisaron y cerraron los números de 2021. Esto muestra que es bastante audaz adelantar alguna cifra.

Lo cierto es que muchas organizaciones están pensando en acuerdos cortos, de tres meses, que estén atentos a la evolución de los precios. El tema surgió en las paritarias estatales de la provincia de Buenos Aires. Además, en la Ciudad de Buenos Aires, el gremio docente Ademys llevó a la mesa de discusión otra idea: un acuerdo «indexado» a la inflación, que de alguna manera se actualice automáticamente.

«Me parece que como siempre las paritarias van a estar sujetas a la inflación real», sostuvo por su parte del dirigente mercantil Mario Amado.

La Federación Argentina de Empleados de Comercio y Servicios (FAECyS) firmó con las cámaras empresariales del sector el cierre de la paritaria anual (que va de abril 2021 a marzo 2022), en el que acordaron un incremento de su básico de convenio que llega al 54 por ciento.

«Todos los gremios van a querer empatarle a la inflación, o estar unos puntos arriba, como pasó con la paritaria de nuestro sector», remarcó Amado. Ante la consulta de Gestión Sindical, el dirigente, referente de la agrupación La voz de Comercio recalcó que «nadie se va a querer quedar atrás, si la inflación es superior sin dudas las paritarias van a ser superiores a ese porcentaje».

«Los techos son muy difíciles de establecer, porque las bases presionan mucho para que se logren acuerdos por encima de la inflación», agregó.

Suscribite a nuestro newsletter
Te puede interesar
Últimas Noticias en Zonales