07 de Diciembre
de 2022
Fuera de Megáfono.

La justicia investiga al “Momo” Venegas por dejar sin atención médica a trabajadores rurales

24. 09. 2015

El titular del UATRE fue imputado en una causa iniciada por el Sindicato Argentino de Trabajadores Horticultores y Agrarios (SATHA). Según varios testimonios, a sus afiliados se le niega la atención en OSPRERA, la obra social del sector, por no aportar al gremio de Venegas. “Renuncia a ese sindicato y te atendemos”, les dicen. “El UATRE se está quebrando”, dijo el titular del SATHA.

Hace unos tres meses, Noelia –nombre ficticio para preservar la identidad de la trabajadora –fue notificada por la obra social OSPRERA, de los empleados rurales, que no recibiría más cobertura. Luego de una serie de excusas, le dijeron que se le negaba la atención porque había dejado de ser afiliada del UATRE, el gremio que conduce Gerónimo “momo” Venegas. El caso de Noelia no es el único, y rápidamente más trabajadores del sector denunciaron esta irregularidad. Por eso, el Sindicato Argentino de Trabajadores Horticultores y Agrarios (SATHA) recurrió a la justica, ya que los perjudicados por la medida eran sus afiliados. La semana pasada, el fiscal que lleva adelante el caso acusó a Venegas, como titular de la obra social, por “coacción”, un nuevo problema legal para el dirigente. “El UATRE se está quebrando”, dice la conducción del SATHA.

Noelia le contó a Gestión Sindical su caso, una práctica que desde el SATHA detectaron cuando comenzaron a llegar muchos telegramas de desafiliación. La empresa para la que trabaja la damnificada es de la zona de La Plata, y está dentro de la actividad agropecuaria. Cuando se decidió cambiar de sindicato, OSPRERA dejó de prestar cobertura. “Los aportes la obra social nunca se dejaron de derivar”, aclaró la trabajadora. Ante esto, se hizo la denuncia a la Superintendencia de Servicios de Salud y el Ministerio de trabajo, y se rectificó la medida. Pero los casos comenzaron a aparecer, lo que alertó a las autoridades del SATHA, un gremio que crece en la provincia de Buenos Aires y que le disputa representatividad al sindicato de Venegas.

“Al menos tenemos casos en unos 100 distritos bonaerense”, aseguró Gustavo Arreseygor, titular del SATHA. En diálogo con Gestión Sindical, el dirigente confirmó que sus afiliados están perdiendo la cobertura de OSPRERA, algo que admite “se va a dar en toda la Provincia”. “Hay que aclarar que hay compañeros que no son afiliados a nuestro gremio e igual les niegan la atención, porque tiene descuentos por lo que se llama cuota convenio. A ellos igual les piden que renuncie al gremio pero no pueden”, agregó Arreseygor.

Según el relato de los damnificados, cuando llegan a la obra social y piden un bono para una práctica, les piden el recibo de sueldo. Si al presentarlos no figura el descuento al UATRE, se le niega la atención. “Renuncia al otro gremio, trae el telegrama y ahí te atendemos, les dicen”, sostuvo Arreseygor. Cuando comenzaron a llegar muchos pedidos de desafiliación, los dirigentes del SATHA sospecharon algo raro, y comenzaron a indagar. Incluso, detectaron que muchos lo los telegramas estaban hechos por la misma máquina.

Ante esta situación, SATHA realizó una denuncia en la justicia, que comenzó a investigar a Venegas por “coacción”. Fuentes judiciales confirmaron a Gestión Sindical que la semana pasada el dirigente fue notificado por la fiscalía actuante para que presente una serie de documentaciones como responsable de la obra social. Además, la justicia buscará en las oficinas de la entidad la máquina que hizo varios de los telegramas enviados al SATHA. A partir de ahora Venegas está imputado en la causa, y el próximo paso sería su procesamiento.

“El UATRE se está quebrando”, remarca Arreseygor. “Internamente viene con muchos problemas, en las bases hay muchos cuestionamientos. Cuando nosotros comenzamos a avanzar, le ganamos el territorio, generamos una grieta. En Tucumán, por ejemplo, el secretario general se fue del gremio y se llevó a toda la gente. Esto está pasando mucho”, refirmó. Con fuerte inserción en la zona de quintas del gran La Plata y el conurbano bonaerense (en especial Florencio Varela, donde se fundó en flamante gremio), SATHA busca contrapesar el liderazgo de Venegas en el sector rural. El avance de este nuevo agrupamiento hizo que muchos delegados del UATRE comenzaran a cuestionar la dirección que Venegas le imprime al sindicato. Además del manejo gremial, al “Momo” le cuestionan su alineamiento político. Con su partido FE, decidió sumarse al frente Cambiemos, y fue uno de los promotores del “gran frente opositor”.

En el entorno de Venegas aseguran que el SATHA es “un instrumento del gobierno”, y vinculan sus acusaciones sobre la obra social a la campaña política. Venegas es uno de los dirigentes sindicales más enfrentados al kirchnerismo, y forma parte del “ala dura” de la dirigencia gremial opositora. Cuando fue detenido por la causa que investigó la llamada mafia de los medicamentos, acusó al gobierno de estar detrás de la acusación. En esos días, incluso Hugo Moyano, todavía aliado del oficialismo, se solidarizó con su caso.

Temas relacionados / / /
Suscribite a nuestro newsletter
Te puede interesar
Últimas Noticias en Zonales