lunes 14 de junio de 2021

Trabajadoras del Astillero Río Santiago presentaron un libro que resalta su labor en la construcción de barcos

“Mujeres que hacen barcos” es un material elaborado por el Departamento de Género de ATE-Ensenada, y fue presentado este jueves, con la presencia del titular de La Plata, Pedro Wasiejko, y la ministra de Mujeres bonaerense, Estela Díaz.

Con la presencia de la ministra de las Mujeres, Políticas de Género y Diversidad Sexual de la provincia de Buenos Aires, Estela Díaz, ayer jueves se presentó de manera virtual el libro “Mujeres que hacen barcos”, que recoge los testimonios de compañeras y compañeros que formaron parte de las diversas etapas y luchas del Astillero Río Santiago, la principal planta del rubro ubicada en la localidad bonaerense de Ensenada.

El material, disponible en PDF en la página web del astillero, propone una mirada “con perspectiva de género” para comprender las dificultades de las minorías y atender las necesidades específicas de cada una de ellas. El trabajo se dio en el marco del programa de la cartera provincial “Oficios sin prejuicios”.

LEER MÁS: El video viral sobre el contrabando de soja hecho por un trabajador del Astillero Río Santiago

La presentación virtual del libro contó con la participación del presidente de Astillero Río Santiago, Pedro Wasiejko, y Lorena Benaglia, delegada e integrante del departamento de Mujeres de ATE-Ensenada, además de trabajadoras del astillero. Luego de reconocer el trabajo de investigación, Wasiejko planteó la necesidad de trabajar en la construcción de igualdad e integración en los ámbitos laborales.

“Yo las llamo herramientas de democratización de los lugares de trabajo. Como parte de esta herramienta la co-gestión de los trabajadores y las trabajadoras, su participación en el directorio, los Comités Mixtos de Seguridad e Higiene y la incorporación de cláusulas en el Convenio Colectivo que permitan fortalecer la participación de las mujeres y diversidades en los lugares de trabajo son clave”, señaló.

Igualdad en el mundo laboral

En ese contexto, Wasiejko también sostuvo que “la igualdad en el mundo laboral solamente se va a alcanzar cuando las mujeres estén integradas de manera completa y, sobre todo, en los lugares donde hay mejores salarios”.

Y agregó: “Los avances no sólo se tienen que hacer desde el marco institucional y normativo sino también es necesario hacer todo un trabajo político y de concientización para consensuar todas estas transformaciones y cambios. Estamos trabajando en distintas transformaciones que se deben llevar adelante en el astillero y en las que es fundamental el acompañamiento de las y los trabajadores para lograr un crecimiento de la actividad productiva. Este proceso se tiene que hacer también pensando en clave de género y de inclusión”, aseguró.

Estela Díaz, autora del prólogo del libro sostuvo en el encuentro que “el Astillero Río Santiago es una empresa emblemática para nuestra región, en la cultura política de la producción de Argentina, en las luchas de resistencia”.

LEER MÁS: Trabajadores del Astillero Río Santiago reparan 500 camas del PAMI que el macrismo abandonas y semidestruidas

En ese contexto recordó que “el astillero nace con una decisión de la segunda presidencia de Perón como parte de un modelo de desarrollo e industrialización de Argentina, de soberanía económica y autonomía nacional. En eso se inscribe y se inscribe también en una época que marcaba que este tipo de industrias eran claramente para los varones. Tenían una mirada muy inclusiva y de una perspectiva del desarrollo en pos de mirar además de la soberanía a la justicia social, pero en aquellos tiempos en la justicia social algunos de estos temas no aparecían asociados. Hoy decimos que el debate por un proyecto de justicia social es indisoluble de pensarlo con igualdad de género. Discutir en eso cuestiones claves sobre cómo trabajamos las mujeres en la sociedad y por qué todavía hay una profunda discriminación en el mundo laboral es parte hoy de debates estratégicos y fundamentales”, aseguró.

Mujeres que ya no se callan

Por su parte, Benaglia, delegada de género en el astillero, destacó que “hay un contingente de mujeres que ya no se calla, que ha pasado a elegir el rol que quiere jugar, que es protagonista de cada instancia en los debates, en la lucha y que se ganó el respeto de los compañeros y el lugar en la fábrica y que no va a parar hasta hacer realidad ese astillero que queremos, con las mujeres en igualdad de condiciones y con cada uno de nuestros compañeros”. Por otra parte, celebró “poder trabajar en conjunto y organizados gremio y empresa para poder abordar las problemáticas de las compañeras”.

ATE Ensenada está trabajando junto con la empresa en la confección de un protocolo de actuación en casos de violencia de género. Entre los logros obtenidos se encuentran la licencia para casos de violencia de género y la ampliación de licencias por maternidad y paternidad, así como la implementación de la Ley Micaela, que establece la capacitación en materia de género para el personal.

También podría interesarte

El personal doméstico tendrá que pagar más aportes por jubilación y obra social

Aumentan los aportes del personal doméstico: cuánto deberán pagar

El personal doméstico tendrá que pagar más aportes por jubilación y obra social. El organismo …



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *