domingo 25 de agosto de 2019
Inicio / Gestión / La UOM, entre el inminente acuerdo salarial y la ola de despidos que no se detiene
Caló Paritarias

La UOM, entre el inminente acuerdo salarial y la ola de despidos que no se detiene

La dirigencia metalúrgica tiene casi todo acordado para firmar la paritaria del año, con una suba en tres tramos que alcanzaría el 35 por ciento de promedio. Pese a esto, no puede frenar las cesantías. Esta semana, una firma del grupo Techint despidió 15 trabajadores en el conurbano bonaerense, que además denuncian “persecución sindical”.

La agenda diaria de Antonio Caló incluye una enorme variedad de temas. La unidad de la CGT, la movilización del 29, la relación con el MASA, son todas cuestiones que mantienen ocupado al metalúrgico, que además debe atender las cuestiones interna de su gremio. En estas horas, la UOM se mueve entre la discusión paritaria y los despidos en el sector, que pese a los pedidos del gobierno a los empresarios siguen preocupando a la dirigencia. Sobre la discusión salarial, hay un principio de acuerdo con las cámaras empresariales, que destrabaría el conflicto y evitaría las medidas de fuerza que el gremio preparaba para estos días. En cuando a las cesantías, esta semana se produjeron nuevos despidos en empresas del grupo Techint, que se suman a los problemas surgidos en otras firmas del rubro. Los trabajadores se mantienen en estado de asamblea permanente.

La dirigencia metalúrgica busca cerrar en estas horas la paritaria sectorial, que se había empantanado ante la falta de acuerdo. Ante la amenaza de realizar un paro y protestas, las cámaras cedieron a parte de los pedidos de la UOM, y hay un acuerdo de palabra entre las partes. De confirmarse el acuerdo, se registrará un aumento promedio que va del 33 al 35 por ciento, que se pagará en tres tramos. Además, el acuerdo incluye una serie de pagos no remunerativos, que logran acercar la suba a los porcentajes que están reclamando desde el sindicato.

Si no se firma el convenio, la semana que viene la UOM lanzará un plan de lucha, aprobado por la conducción sindical la semana pasada. El mismo incluye una primera movilización para el jueves 5 de mayo, a la sede del Ministerio de Trabajo nacional, y una segunda concentración para el jueves 12 de mayo, en la Plaza de Mayo. Si a esa altura nos e lograron firmar los acuerdos, el lunes 16 comenzarán los paros cada media hora en las fábricas del sector.

La buena noticia, todavía no confirmada, se da en medio de las denuncias por despidos en el sector metalúrgico, que tiene a las empresas del grupo Techint como uno de los principales focos de conflictos. A las cesantías producidas en las plantas de las localidades de Zárate y San Nicolás se sumaron esta semana al menos 15 despidos en la planta de la firma Tenaris en el partido bonaerense de Lanús. Los despidos, aseguran, se dieron en trabajadores con antigüedad dentro de la firma, algunos con casi 20 años, y lo vincularon con su actividad sindical.

“Los despedidos venían trabajando para lograr mejoras laborales en la planta, y se habían enfrentado varias veces a la patronal. No fueron despidos al azar, buscaron desarmar cualquier tipo de organización interna”, le dijo a Gestión Sindical uno de los trabajadores del lugar. Los despidos se efectivizaron el día lunes, sin previo aviso, al punto que los cesanteados se enteraron en la puerta del lugar. Ante esto, se paralizaron las actividades, y al otro día hubo una audiencia en la sede de Lanús del Ministerio de Trabajo.

Los trabajadores descartan que haya problemas en la actividad, ya que en la actualidad están trabajando proveyendo caños para un gasoducto de Bolivia. “Es una cuestión de ajuste y disciplinamiento, nada más. No quieren que nos organicemos”, ratificó el mismo trabajador. En estos momentos la planta está paralizada, porque además del conflicto sindical se están realizando mejoras tecnológicas en la línea de producción.

La planta Tenaris está ubicada en Valentín Alsina, en el sur del conurbano bonaerense, y desde comienzos de los 90 pertenece al grupo Techint. Su principal tarea es la producción de tubos con costura para gasoductos. La planta tiene alrededor de 250 empleados, que se vienen organizando desde hace un tiempo contra las políticas laborales de la firma. La mayoría de los cesanteados además de tener varios años en la empresa, eran parte de este sector, por eso la denuncia de persecución gremial.

Además de los despidos en Lanús, Techint ya fue noticia por otras reducciones de personal, en sus plantas de Campana y en San Nicolás. Además, en otras firmas los planes de reducción están a la orden del día. La propia UOM lo admitió en su congreso nacional, desarrollado la semana pasada en la localidad de Mar del Plata. Allí, las estimaciones del gremio afirmaron que hay al menos 3 mil puestos de trabajo perdidos en lo que va del año, y otros 9 mil en peligro, ya sea porque se redujeron las horas laborales o porque se comenzaron a aplicar planes de retiro voluntario u otras opciones de achique.

También podría interesarte

Un gremio renunció a la cuota sindical de julio para ayudar a paliar la pérdida de poder adquisitivo provocada por el Gobierno

Se trata del sindicato de los trabajadores viales nacionales, conducido por Graciela Aleñá. La medida …



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *