28 de Julio
de 2021
Actualidad.

Expectativa de portuarios tras cambio de gestión en Producción bonaerense

22. 07. 2016

El secretario general de APDFA, Miguel Cavalli, se mostró esperanzado con la designación de Joaquín De la Torre en el cargo. “El ministerio trató de reordenar la estructura portuaria a través de decretos. Pero gracias a nuestro reclamo algunas decisiones volvieron para atrás. Aguardamos que las nuevas autoridades derogen el Decreto 636/16 que también afecta a la estructura de la Subsecretaría de Actividades Portuarias y absorbe para el Ministerio el uso del Fondo Provincial de Puertos, el cual es inalienable”, señaló.

El secretario general de la seccional Buenos Aires Puertos de la Asociación del Personal de Dirección de los Ferrocarriles y Puertos Argentinos (APDFA), Miguel Cavalli, se mostró “esperanzado” ante la designación de Joaquín De la Torre como nuevo ministro de Producción bonaerense.

“Genera cierta esperanza el cambio de gestión, siempre y cuando el nuevo ministro y el secretario que esté comprenda y pueda apoyarse en el personal de carrera, que son profesionales, especialistas y gente del puerto con más de 30 o 40 años de experiencia, que conocen de la actividad y pueden ser el apoyo técnico a lo político”, expresó.

La designación de De la Torre en la cartera provincial despertó expectativas en el ámbito sindical portuario, luego de seis meses de gestión de Jorge Elustondo, en los que se produjo un desgaste con los gremios por la presentación de una serie de decretos -luego derogados- impulsados por la gobernadora María Eugenia Vidal que, entre otros puntos, buscaban un cambio en la estructura de la Subsecretaría de Actividades Portuarias.

“El ministerio de Producción trató de reordenar la estructura portuaria a través de decretos. Pero gracias a nuestro reclamo algunas decisiones volvieron para atrás. Aguardamos que las nuevas autoridades también derogen el Decreto 636/16 que también afecta a la estructura de la Subsecretaría y absorbe para el Ministerio el uso del Fondo Provincial de Puertos, el cual es inalienable”, señaló Cavalli.

Tras los desencuentros del primer trimestre, desde APDFA aguardan expectantes el inicio del mandato de De la Torre. El gremio rechaza la “asimetría” entre los puertos bonaerenses debido a los diferentes modos de gestión existentes. Según informan, hoy la provincia de Buenos Aires cuenta con distintas figuras jurídicas portuarias: consorcios, delegaciones y puertos privados, y cada uno de ellos cuenta con diferentes estructuras y posibilidades de acción.

Para ejemplificar, es dable tomar los casos de las delegaciones portuarias como Dock Sud o San Nicolás que para su funcionamiento y gestión dependen de un fondo provincial que maneja exclusivamente la Subsecretaría. En cambio, los consorcios autogeneran sus fondos y son sus propias autoridades las que los manejan. Una realidad que genera una “disparidad” entre los actores portuarios.

“La Subsecretaría (de Actividades Portuarias) tiene que fortalecer su imagen de autoridad frente a todos los puertos. Hasta ahora los consorcios se han manejado o gestionado como compartimentos estancos sin que haya una política portuaria provincial que los integre. En la planificación de los puertos de la provincia de Buenos Aires tienen que estar dentro todos los actores: los consorcios, los puertos públicos dependientes de la subsecretaría y también los puertos de las cámaras privadas”, expresó Cavalli.

Según el dirigente de APDFA, de esta manera se generan “asimetrías” respecto a la “complementariedad y competitividad” entre los puertos. “Se parte de bases distintas. La dinámica y la elasticidad que tienen los consorcios para hacer gestión no es la misma a la de las delegaciones portuarias”, denunció.

En ese sentido, y con el fin de otorgar mayor autonomía a los puertos, el líder de APDFA Buenos Aires Puertos recordó un proyecto presentado por el gremio en el que se propone un esquema de gestión portuaria. “Lo que a nosotros nos interesa es que los puertos funcionen como “fábricas”, que tengan capacidad para solucionar sus problemas coyunturales, y también poder planificar a mediano y largo plazo”.

“Hay temas administrativos, de gastos, de gestión, que son diarios, y que con la dinámica que tienen las delegaciones portuarias en donde para gastar 3.000 pesos hay que recurrir a los organismos de la constitución, es imposible mitigar los problemas. Apuntamos a ladescentralización administrativa con una autoridad portuaria provincial fuerte y rectora de las políticas, tomando a modo de ejemplo el modelo español”, concluyó.

Te puede interesar
Últimas Noticias en Zonales