04 de Diciembre
de 2021
Actualidad.

La CTA de los Trabajadores asegura que grandes empresas tuvieron una «suba significativa» de rentabilidad

26. 10. 2021

El centro CIFRA analizó las causas de la inflación y alertó del rol de los oligopolios. La central obrera aseguró que busca colaborar en el control de precios.

Un informe del centro CIFRA de la CTA de los Trabajadores analizó la actual coyuntura económica, en especial la inflación, y apuntó al rol de las grandes empresas que monopolizan algunas ramas del mercado nacional. Según el trabajo, estas firmas tuvieron una “suba significativa” de su rentabilidad, en medio de la crisis que se vive en materia de inflación y suba de precios.

Para los especialistas, la suba del IPC se explica por dos variantes: el incremento de la inflación mundial y la distorsión de los precios relativos en el país. Para intentar frenar la escalada, el Gobierno lanzó un congelamiento que los gremios controlarán, según adelantaron.

El análisis del centro CIFRA apuntó a la suba de la rentabilidad de las grandes empresas de diversos sectores, en momentos que el Gobierno puso en marcha un proceso de control de precio, que es fuertemente cuestionado por la dirigencia empresarial.

El informe apunta que «como consecuencia de ello los oligopolios registraron una recomposición significativa de sus niveles de rentabilidad». Como ejemplo, CIFRA citó a Ternium Argentina, que declaró «utilidades netas por el 40,1 por ciento de las ventas en el primer semestre de 2021 cuando en el mismo período del año anterior había registrado pérdidas contables (-1,5 por ciento)».

Además, el trabajo, al que tuvo acceso Gestión Sindical, apuntó a otras grandes compañías que operan en el país. «Aluar pasó del -6,7 al 8,8 por ciento de utilidades sobre ventas en los respectivos períodos mencionados. Molinos Río de la Plata, después de un buen primer semestre en 2020 (2,9 por ciento), aumentó su rentabilidad a 3,6 por ciento sobre ventas en el mismo período de este año», adelantó el reporte.

Para la entidad de la CTA de los Trabajadores, «no se trata de casos aislados ya que el excedente de explotación del conjunto del sector privado aumentó del 48,2 al 53,1 por ciento entre el primer semestre de 2020 y 2021». «Estas son las causas del endurecimiento de la política de control de precios del gobierno», agregaron.

Colaboración

Luego de la asunción de Roberto Feletti en la secretaría de Comercio Interior, se comenzó un diálogo con las empresas, que finalizó con el congelamiento hasta enero del 2022 de unos 1.400 productos, que generó rechazo de las empresas.

Para garantizar el cumplimiento, el flamante funcionario comprometió a intendentes y otros integrantes del oficialismo, que anunciaron que harán cumplir la medida. También podrían sumarse los gremios, como la propia CTA de los Trabajadores, cuyo titular, el diputado nacional Hugo Yasky, pidió que sus gremios sean llamados a realizar esta tarea, y cargó duro contra las empresas, en especial las grandes que no se sumaron al congelamiento.

«Hasta ahora no tenemos formalmente una invitación a sumarnos a los controles», le dijo a Gestión Sindical una fuente de la central obrera. La dirigencia apoyo públicamente la decisión de realizar el congelamiento, y ahora pide ser parte de los controles, pero no obtuvo hasta ahora respuesta.

En la última reunión del secretariado general, la mesa nacional de la entidad sindical emitió un documento donde hizo referencia a los formadores de precios, y le pidió al Gobierno una política más severa para evitar las subas abusivas.

Inflación en alza

La pelea de los precios se da en un contexto donde la inflación recuperó su tendencia alcista, ya que en septiembre subió respecto al mes anterior por primera vez en el año. En el informe de CIFRA, se dan dos explicaciones respecto de este fenómeno.

Para los autores del análisis, una de las razones es externa: «La inflación mundial que tuvo un capítulo especial en el elevado crecimiento de los precios internacionales de la energía, los alimentos y los minerales que treparon en dólares 82,1, 29,4, 35,3 por ciento respectivamente, entre los primeros 8 meses de 2021».

«Es tan claro que la economía argentina no está aislada de estas circunstancias internacionales como que la inflación doméstica no se agota en ellas», agregó el trabajo.

LA CTA DE LOS TRABAJADORES PIDIÓ AL GOBIERNO MÁS «POLÍTICAS DE REDISTRIBUCIÓN» Y CONTROL DE PRECIOS

La segunda causa es «las distorsiones que se advierten en los precios relativos», es decir, a las «capacidades diferenciales de formación de precios que tienen los actores económicos en el marco de las pugnas por la distribución del ingreso y las presiones que ejercen los precios mundiales».

«Esto se pone de manifiesto al advertir que los precios mayoristas de rubros con elevada concentración económica se incrementaron por encima de los precios minoristas totales y de sus derivados durante los primeros 9 meses de 2021», afirmó CIFRA.

Y ejemplificó con los casos de los aceites (111,3 por ciento), sustancias plásticas y elastómeros (92,6 por ciento), cereales y oleaginosas (90,7 por ciento), productos siderúrgicos (70,9 por ciento) y minerales no ferrosos (54,9 por ciento).

Suscribite a nuestro newsletter
Te puede interesar
Últimas Noticias en Zonales