27 de Mayo
de 2022
Actualidad.

Suspenden a todo el personal de Alpargatas en La Pampa: 350 puestos de trabajo en peligro

09. 11. 2016

Será por dos semanas, a partir del 12 de diciembre. Pero el mismo 26 de ese mes, les darán»vacaciones» a todos. «Hay una preocupación tremenda, mucha incertidumbre dentro de la fábrica. Todos los compañeros están muy preocupados porque nunca había sucedido esto en el mes de enero. En julio, en época invernal, no era tan sorpresivo pero en esta época es alarmante», señaló Nerio Medina, titular provincial de la Asociación Obrera Textil.

La fábrica anunció el pasado viernes que va a suspender a todos los trabajadores que suman unos 350 operarios por la caída de ventas y stock excesivo. Será a partir del 12 de diciembre por dos semanas. El 26 del mismo mes la empresa le dará vacaciones a todos los trabajadores. Recién volvería a producir a partir del 26 de enero.
De esta manera, por segunda vez en el año, la empresa Alpargatas S.A, dueña de la fábrica local Calzar, ubicada en santa Rosa, La Pampa, suspenderá a su personal. La novedad la dio a conocer, Nerio Medina, titular provincial de la Asociación Obrera Textil.

«Hay una preocupación tremenda, mucha incertidumbre dentro de la fábrica. Todos los compañeros están muy preocupados porque nunca había sucedido esto en el mes de enero. En julio, en época invernal, no era tan sorpresivo pero en esta época es alarmante», sostuvo el gremialista.

Nerio Medina también contó que la empresa decidió que darle personal a todos los trabajadores a partir del 26 del mismo mes. “La empresa aduce que se le cayeron las ventas por esos suspende a los trabajadores en todas las plantas del país por dos semanas…. por supuesto esto afecta a los haberes porque si bien van a pagar el día caído, como se llama, el salario se reciente”, destacó Medina.

En la asamblea de este lunes el dirigente le comunicó la decisión a los trabajadores porque la empresa formalmente no anunció nada pero ya tienen la información que es oficial. «Estuvimos evualuando hacia el futuro. El tema es que si se hace un paro se le hace el caldo gordo a los empresarios porque no van a pagar los días suspendidos y le haríamos el favor que ellos quieren que es no producir», detalló.

La planta de Santa Rosa no será la excepción ya que lo mismo sucederá con las de otras ciudades como Tucumán, Catamarca, Florencio Varela, Bella Vista y San Luis. «Es una medida a nivel nacional porque no tienen ventas. Todas las preventas se han caído. Tiene que ver con la apertura de las importaciones y la caída del poder adquisitivo de la población», explicó.

Durante esas dos semanas, los operarios diurnos recibirán unos 467 pesos por día. Mientras que los de horario nocturno recibirán unos 565 pesos por día. Cobrarán un 70 por ciento de su sueldo.

Cuando se le consultó sobre otras medidas de protesta ante la decisión de la empresa reiteró que «si hacemos un paro lo que no quieren los trabajadores es producir por lo que se estaría arriesgando a hacer un paro y que no nos paguen nada. Si se hace un procedimiento de crisis se pone en peligro que tampoco se pague la producción».

“En el mes de julio, cuando hicieron la primera suspensión dijeron que se acomodaban, que salvo una hecatombe no volvería a haber suspensiones…sin embargo ahora salen con esto”, lamentó el sindicalista pampeano. En ese mes se suspendió a los trabajadores por una semana, de forma parcial: una semana para todos, aunque otros sectores estuvieron afectados con dos y hasta tres semanas.

Cuando se le consultó si en los últimos años habían sufrido una situación similar dijo que en 2011 hubo una suspensión pero que tuvo que ver con una reorganización de la empresa pero no con la problemática actual. «Esto es preocupante. Incluso consulté sobre el futuro y respondieron con optimismo. El mismo que tuvieron en julio que dijeron que con esa medida ya no iba a haber más suspensiones y ahora sucede esto».

Medina calificó la situación como «un desastre» y recordó que si bien en 2000 o 2001 se vivieron situaciones similares ahora está sucediendo a nivel país en todas partes. «En aquel momento era la crisis de Alpargatas acompañada de algunas medidas del gobierno. Ahora es totalmente distinto, hay una incertidumbre muy grande. Se vive día a día. Se palpa en la gente. Esperemos que componga, que el gobierno de un golpe de timón y que se frenen las importaciones que son las que están destruyendo la industria nacional», finalizó.

Suscribite a nuestro newsletter
Te puede interesar
Últimas Noticias en Zonales