21 de Febrero
de 2024
Actualidad.

Sigue la permanencia pacífica en el INTI por los despidos masivos: “Somos parte de un ajuste general”

01. 02. 2018

La asamblea realizada en la sede del instituto determinó seguir con la presencia en el lugar hasta que se reviertan las más de 250 cesantías. Reclaman un “paro nacional activo” para enfrentar los despidos en el Estado y el ajuste que propone el gobierno. Denuncian que no hay un canal de diálogo con las autoridades para buscar una solución de fondo al conflicto.

Diego Lanese / Especial para Gestión Sindical

De uno y otro lado del alambrado, trabajadores del INTI siguen en su permanencia pacífica en el organismo, en rechazo de los despidos masivos anunciados hace unos días. Por tercera jornada consecutiva, la asamblea decidió mantener la permanencia en el predio de Migueletes, un hecho que se replica en varias de las sedes de la entidad en todo el país. Con la presencia de otros trabajadores despedidos, de familiares, organizaciones sociales y dirigentes políticos, se aprobó sostener el plan de lucha, y reclamó un paro nacional para enfrentar las cesantías generales en el Estado y la política económica y social del gobierno nacional. La jornada estuvo marcada por varias novedades en el conflicto, como la presencia de un despedido en el Vaticano, que fue recibido por el papa Francisco. Además, una comitiva estuvo en la reunión del consejo directivo de la CGT, donde se planteó el apoyo a la marcha del gremio camioneros del 22 de febrero. “Somos partes de un ajuste general”, sostienen los despedidos, y fueron respaldados por los directores de la entidad industrial, que firmaron un documento reclamando su reincorporación. Los despidos incluyen trabajadores de amplia experiencia y trayectoria. Denuncian que las autoridades ni siquiera abrieron un canal formal de diálogo.

La nueva asamblea realizada en el INTI contó con el apoyo de muchas organizaciones sociales y sindicales, además de diputados y otros dirigentes políticos, y decidió mantener la permanencia en el lugar, por sexto día consecutivo. “Aclaraos que acá no hay una toma, estamos en una permanencia pacífica, algunos compañeros del sector de finanzas entraron al lugar para que puedan liquidar salarios, jamás se impidió el ingreso de ningún trabajador”, explicó el delegado de ATE-INTI Daniel Luna, que confirmó que las resoluciones votadas y aprobadas en el lugar “fueron por unanimidad”. “Además, se armó una comisión de familiares que tienen una activa participación, pusieron una carpa y están juntando un fondo de lucha para sostener esta pelea. Estamos registrando una solidaridad muy fuerte, a la espera que se reviertan los despidos”, le dijo Luna a Gestión Sindical. En total, los cesanteados son 254 trabajadores de las más diversas actividades y ramas, que fueron notificados formalmente ayer martes con la llegada de telegramas a sus hogares. Entre ellos se encuentran delegados con mandato y empleados que participaron de alguna actividad contra las reformas que lleva adelante la actual conducción del organismo industrial.

Cuando se produjeron los despidos la semana pasada, la conducción del INTI, encabezada por su titular Javier Ibáñez, justificó la medida, y mediante un comunicado de prensa expresó que “todas las personas desvinculadas percibirán las indemnizaciones de ley, que serán en promedio de 450 mil pesos”. Entre 2011 y 2015 la dotación creció un 33 por ciento, mientras se reducían los servicios y la infraestructura del organismo se deterioraba por ausencia de inversión”, fue la excusa oficial. Pero esta mirada no se comparte dentro del organismo. En estos días, Ibáñez estuvo reunido con los directores del organismo, que este miércoles difundieron un documento donde rechazaron los despidos. Con la firma de los directores y los responsables de centros de investigación y desarrollo del propio INTI expresaron que las desvinculaciones “no contribuyen de ninguna manera a construir un INTI mejor, sino que atentan contra la continuidad de líneas de trabajo estratégicas”. Los directores pidieron ahora la “inmediata revisión de la situación” para “poder volver lo más pronto a un INTI trabajando con toda su capacidad de funcionamiento”. “Nos preocupa enormemente la situación de la gente afectada y la manera en que se han tomado este tipo de situaciones”, aseguraron los responsables de las principales áreas de estudio del organismo público, en el documento al que tuvo acceso Gestión Sindical.

En tanto, luego de un martes cargado de angustia, por la llegada de los telegramas, este miércoles los trabajadores recibieron muestras de apoyo de todos los sectores. Además, por la tarde un grupo de músicos se acercaron al lugar para improvisar un pequeño recital, para hacer la estadía menos tensa, a la espera de una comunicación oficial de parte del instituto. “No hubo una reunión formal para analizar el conflicto y buscar una solución de fondo a esta situación. No hay ningún canal abierto por ahora, la voluntad de la asamblea es que cualquier posible acuerdo tiene que darse luego de la incorporación de los trabajadores del INTI, no antes”, destaco Luna. Por lo pronto, el INTA estuvo de paro lunes y martes, y no se descarta llevar adelante nuevas medidas de fuerza, en busca de un plan de lucha unificado. “La asamblea votó también por unanimidad aprobó la necesidad de que haya un paro nacional activo para frenar todos los despidos en el Estado, además de una movilización a Plaza de Mayo”. “Esa fue la decisión política central, estamos impulsando esta salida porque somos parte del ajuste general y entendemos que una medida de fuerza en todo el país es la manera de detenerlo, si el gobierno tiene que ajustar que lo haga por el lado de la patronal y no de los trabajadores”, concluyó Luna.

Por último, para buscar visibilizar los problemas que traerá a la sociedad en recorte de personal en el INTI, se difundieron varias de las actividades que se hacen en el lugar, y que se verán afectadas por la salida de profesionales de ciencia y técnica y “una política de achique” de parte del gobierno de Cambiemos. Las mismas van desde la verificación de los surtidores de nafta que hace el organismo y las balanzas de supermercados (ambos verificados por el INTI para que efectivamente te entreguen lo que indican), hasta los juguetes plásticos que fueron controlados por la entidad, para que no contengan sustancias tóxicas. “Las personas que padecen de discapacidad visual pueden usar una aplicación para reconocer la denominación de los billetes que desarrolló el INTI. Las pinturas que aplicás en la habitación de tus hijos fueron controladas por el INTI para asegurar que no contengan plomo”, recordaron los trabajadores, entre otras cuestiones.

Temas relacionados
Suscribite a nuestro newsletter
Te puede interesar

Hacé tu comentario

Por si acaso, tu email no se mostrará ;)

Últimas Noticias en Zonales