21 de Mayo
de 2022
Fuera de Megáfono. Informes Especiales.

Radiografía del trabajo en la era PRO: más desempleo y caída del salario real

08. 06. 2016

Con datos oficiales y otras fuentes, el Observatorio del Derecho Social de la CTA Autónoma alertó que se vive “una situación crítica en el mercado de trabajo”, por la pérdida de puestos de trabajo y una fuerte caída del salario real. Esa es la conclusión de los primeros seis meses del nuevo gobierno.

Diego Lanese / Especial para Gestión Sindical

Cada mañana, esta nueva rama del periodismo llamado “del tránsito” da cuenta de un nuevo corte, una nueva manifestación de gremios o trabajadores. Por lo general, son despedidos, que reclaman por sus fuentes laborales. Sucedió hoy martes en el cruce de panamericana y Pelliza, donde cesanteados de varias firmas –como Menoyo, Kromberg, Hutchinson o Mapa Virulana– reclamaron por la reincorporación de todos los despedidos, generando un caos de tránsito, y dejaron al descubierto que pese al compromiso del gobierno con los empresarios, el mercado laboral sigue complicado. Esta fragilidad quedó expuesta en un informe difundido esta semana por el Observatorio del Derecho Social de la CTA Autónoma, que hizo una radiografía de la actualidad para los trabajadores. Según las conclusiones del informe, desde que asumió Mauricio Macri aumentó el desempleo, y se produjo una caída del salario real. Los datos marcan que el mercado se encuentra en indicadores que no se registraban desde el 2009, que podrían ser peores, ya que la emergencia estadística no aporta datos oficiales. Por eso, la entidad relevó de manera propia, para acercar cifras más cercanas con la realidad.

“La falta de información oficial que dé cuenta de la situación del mercado de trabajo ha sido utilizada por el gobierno nacional como una herramienta para negar que los costos de sus medidas económicas estén siendo trasladados a las espaldas de los trabajadores”, remarcó el trabajo del Observatorio del Derecho Social, al que tuvo acceso Gestión Sindical. A seis meses de la asunción de Macri, “sólo contamos con datos oficiales parciales, fragmentarios y discontinuos, situación que es aprovechada por los nuevos funcionarios como un escudo para enfrentar las acusaciones sobre la existencia de una avanzada sobre los trabajadores”.

Por eso, la entidad realizó un elevamiento más allá de estas cifras, que dan cuenta de “una situación crítica en el mercado de trabajo, caracterizada por una pérdida de puestos de trabajo, un incremento de las suspensiones y una fuerte caída del salario real”. A esto, el informe le suma algunas de las medidas adoptadas por el gobierno, como “el veto a la ley de emergencia ocupacional y los recientes incrementos en las tarifas de los servicios públicos, que han tenido como consecuencia directa un impacto sobre las condiciones de vida del conjunto de los trabajadores”. “Esta situación ya era registrada como tal por los trabajadores, quienes desde hace meses vienen manifestándose a lo largo del país, con diversa intensidad, en forma centralizada o a nivel de los lugares de trabajo”, analizó el observatorio.

En concreto, de noviembre del año pasado a marzo de 2016, se registró la peor caída de empleo desde 2009. “La variación absoluta de trabajadores registrados en el sector privado entre los meses de noviembre y marzo fue la peor desde el año 2009. Se trata de una retracción de 26.253 trabajadores frente a un incremento, en el mismo período del año anterior, de 83.839 trabajadores”, destacó el informe. La mayor caída del empleo se registra en la industria de la construcción. De acuerdo a los datos brindados por el Ministerio de Trabajo, en ese mismo período “se perdieron 47.374 puestos de trabajo”. Por su parte, de acuerdo a los datos del Instituto de Estadísticas de la Industria de la Construcción (IERIC), en el primer trimestre de 2016 “se registró la menor cantidad de obreros ocupados de la última década, con una caída interanual del 7,3 por ciento”.

En cuanto al salario real, el observatorio aseguró que “actualmente presenta un fuerte deterioro en comparación con la situación existente un año atrás”. En este punto, la falta de información oficial “es absoluta”, y si bien todavía existen muchas negociaciones salariales que se encuentran en proceso de discusión, “a esta altura del año ya se han cerrado acuerdos en actividades muy representativas (incluyendo la actualización del salario mínimo, vital y móvil), en algunos casos en forma anual y en otros semestral. En comparación con la situación existente un año atrás, tan solo en algunos pocos casos (puntualmente aceiteros y bancarios, en este último caso a partir de la consideración de los adicionales) se han podido mantener los niveles salariales en términos reales, mientras que en otros casos el deterioro de los salarios de convenio llega a superar el
10 por ciento”.

“Esta fuerte caída de los salarios de convenio difícilmente pueda ser revertida durante el transcurso de este año en aquellos convenios que se negociaron por un período anual”, destacan desde la entidad cercana a la CTA Autónoma, que en estos seis meses “se han caracterizado por un fuerte avance sobre los trabajadores, incluyendo una reducción de los puestos de trabajo, un aumento de las suspensiones y una caída del salario en términos reales”.

Suscribite a nuestro newsletter
Te puede interesar
Últimas Noticias en Zonales