miércoles 17 de julio de 2019
Inicio / Actualidad / Por la presencia de asbesto, denuncian penalmente al jefe de Gobierno porteño y los titulares del subte

Por la presencia de asbesto, denuncian penalmente al jefe de Gobierno porteño y los titulares del subte

El legislador porteño José Cruz Campagnoli se hizo eco de las presentaciones de la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro (AGTSyP) y pidió que se investigue a Rodríguez Larreta y otros funcionarios por el delito de contaminación. Según su escrito, los responsables “conocían la gravedad del hecho”. La semana pasada, SBASE admitió la presencia del material cancerígeno, como denunció el gremio.

Diego Lanese / Especial para Gestión Sindical

La semana pasada, la empresa Subterráneos de Buenos Aires Sociedad del Estado (SBASE) confirmó que los análisis realizados sobre formaciones de la Línea B de subterráneos, dieron positivo para asbesto, el material cancerígeno que una investigación española detectó en las formaciones compradas a ese país por el gobierno porteño cuando Mauricio Macri era su titular.

Luego de la denuncia de los metrodelegados, la firma tuvo que retirar los vagones, y encargó los análisis a una empresa privada, que la semana pasada difundió su informe final. Ante esto, un legislador de la Ciudad de Buenos Aires denunció penalmente al jefe de gobierno actual Horacio Rodríguez Larreta, así como a toda la cúpula de la empresa estatal, porque según su escrito “conocían la gravedad del hecho” denunciado por la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro (AGTSyP).

Además, en la denuncia se pide que se llame a declarar al titular del sindicato del subte, Roberto Pianelli, quien fue el encargado de firmar el amparo presentado ante la justicia para que se retiren el material con asbesto. Desde el gremio recuerdan que además de los coches CAF 500 que se retiraron, existen otras formaciones que están contaminadas con el material, declarado cancerígeno por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

La denuncia presentada por el legislador José Cruz Campagnoli se presentó hace unos días en la justicia porteña, y es la primera reacción luego que SBASE admitiera la presencia de asbesto en las formaciones de subte de la Línea B. El escrito, al que tuvo acceso Gestión Sindical, apuntan a la responsabilidad penal del jefe de Gobierno Horacio Rodríguez Larreta, de Eduardo de Montmollin, presidente de SBASE, Ezequiel Jarvis, subsecretario de Trabajo, Industria y Comercio, Fernando Cohen, director General de Protección del Trabajo, Juan Carlos Piccardo, presidente de SBASE en 2011, a quienes la denuncia acusa “del delito de contaminación tipificado en el artículo 55 de la ley de Residuos Peligrosos”.

Larreta, complicado

Según Campagnoli, “el jefe de Gobierno conocía la gravedad del hecho, tenía el dominio del hecho para exigir que cese la contaminación y, sin embargo, nada de eso hizo y en cambio eligió criticar y cuestionar a los trabajadores que estaban denunciado el asbesto”.

Además, el resto de los denunciados “deberán responder como co-autores del hecho denunciado, toda vez que cada uno de ellos tenía la facultad y la obligación legal de hacer cesar la contaminación y, sin embargo, todos omitieron cumplir con sus obligaciones dejando que el asbesto siguiera poniendo en riesgo la salud de los usuarios y trabajadores”.

En la denuncia, el legislador utiliza las investigaciones realizadas en España, donde al menos tres trabajadores del metro de Madrid, de donde se compraron los coches, resultaron enfermos por la exposición al amianto, una de las versiones del asbesto.

Conocida la situación, los metrodelegados comenzaron a denunciar la situación, y reclamaron que se dejen de usar los vagones cuestionados. Ante la negativa del gobierno y la empresa SBASE, se bloquearon los vagones CF 500, para que no sean usados. Luego de varios reclamos –que incluyen un amparo presentado por la AGTSyP ante el Juzgado en lo Contencioso Administrativo y Tributario número 12 de la Ciudad de Buenos Aires –se logró sacar los coches, y se encargaron los análisis, que la semana pasada confirmaron la presencia del asbesto.

Los estudios, agregaron, fueron realizados por la empresa Dicon, con participación los gremios. “Se siguieron los protocolos establecidos por la Agencia de Protección Ambiental, que fue la encargada de tomar las muestras de los elementos sospechados y que luego fueron analizados en un laboratorio”, se detalló desde SBASE.

Cómo sigue

Ahora, desde el gremio vienen reclamando que se incluyan otros coches sospechados de contaminación. Desde la secretaria de Salud laboral de la entidad dijeron a Gestión Sindical que la lista incluye la presencia de asbesto en la flota Nagoya que circula en la Línea C, la flota GEE-CAF, que circula en la Línea E.

Estas denuncias fueron comprobadas por un estudio realizado por el departamento de Geología de la Universidad Nacional del Sur, que determinó que “hay contaminación en las formaciones Nagoya 300 de la Línea C, en las formaciones Mitsubishi de la B y también en vagones CAF-GEE de la línea E”.

En cuanto a los resultados, la información difundida por el gobierno porteño indica que corresponden al análisis de piezas de dos coches y estaban “bajo bastidor, dentro de cofres y dentro del tablero de baja tensión, en la cabina de conducción”. Esto quiere decir que “en ningún caso estaban al alcance de los pasajeros”. Una vez que Dicon finalice el análisis del resto de los CAF 5000, será la encargada de “descontaminar los trenes”.

En este contexto, SBASE presentó ayer miércoles el Plan de Gestión Integral de Asbesto de la Red de Subte durante una reunión convocada por la Subsecretaría de Trabajo porteña, en la que se estableció que se le dará prioridad al “análisis del material rodante, para continuar en las estaciones, talleres y subestaciones”. Además, se realizará la detección, el retiro y disposición final de los materiales, así como el cuidado de la salud de los trabajadores.

También podría interesarte

Cierran los últimos locales de Wrangler y Lee en el país y echan a todo su personal

Después de décadas de vestir al público argentino, las marcas se irán por culpa de …



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *