24 de Mayo
de 2024
Actualidad.

Con pintadas callejeras y el moyanismo expectante, se calienta la interna en Comercio

07. 03. 2022

En los últimos días aparecieron leyendas impulsando tanto un nuevo mandato de Cavalieri, como la candidatura de Muerza, quien tiene el apoyo de los Moyano.

Las elecciones en el Sindicato de Empleados de Comercio (SEC) de la Capital serán recién en diciembre. Pero la interna empezó a calentarse especialmente en los últimos días, con la aparición de pintadas callejeras en la Ciudad que impulsan a distintos candidatos.

Por un lado, surgieron leyendas postulando a Armando Cavalieri para un nuevo mandato al frente del gremio mercantil. Así se puede leer «Cavalieri – Perez 2022», junto a la frase «sólo la unidad nos hará más fuertes» y con la firma del Frente de Agrupaciones Mercantiles.

Mientras que, por otra parte, desde varias paredes de la Capital se anuncia «Muerza 2022, por más salarios y salud». Y, como se sabe, el referente de COTO cuenta con el respaldo de los Moyano. En especial, de Facundo.

Estas inscripciones subieron la temperatura de la disputa electoral del gremio más poderosos en cantidad de afiliados del país, que además es la base de poder y sustentación histórica de Cavalieri.

Carlos Pérez, posible sucesor de Cavalieri

Oficialmente, todavía no se sabe si el histórico líder de Comercio buscará un décimo mandato al frente de la organización, o si dará un paso al costado una vez armado el esquema de poder para la próxima gestión.

Por el momento, desde el oficialismo solo expresan que «falta mucho para el proceso electoral». Las chances están abiertas y nadie tiene certezas. Pero sin dudas las estrategias ya están en marcha.

Las pintadas impulsando a Cavalieri llevan la firma del Frente de Agrupaciones Mercantiles.
Las pintadas impulsando a Cavalieri llevan la firma del Frente de Agrupaciones Mercantiles.

De manera paralela, en el seno del sindicato todas las miradas apuntan a la figura de Carlos Pérez como un posible sucesor natural.

El actual secretario de Asistencia Social de Comercio y titular de Osecac, la poderosa obra social mercantil, se convirtió en el último tiempo en el lugarteniente de Cavalieri en distintos espacios políticos y sindicales.

Así formó parte desde cónclaves cegetistas en Azopardo hasta encuentros con funcionarios del Gobierno Nacional.

METRODELEGADOS CRITICARON LA NUEVA POSTERGACIÓN DE LA LICITACIÓN DE LA LÍNEA F

Desde el entorno de Pérez resaltan que su tarea al frente de la obra social «estuvo a la altura de las expectativas» y le quitan valor al rol que puedan tener los Moyano en la próxima contienda electoral.

De hecho, fuentes gremiales afirman que los líderes camioneros solo buscan «meterse en la interna para conseguir más congresales y así influir en los sufragios de la CGT«.

El deseo de los Moyano de entrar en Comercio

Mientras tanto, en la vereda de enfrente se encuentra Ramón Muerza, un dirigente que supo disputarle mano a mano a Cavalieri en 2018 y que estuvo muy cerca de dar el golpe.

Sin embargo, desde entonces perdió influencia en la actividad y sufrió una fuga de delegados. Por ese motivo se recostó en el entorno del moyanismo, especialmente en la figura de Facundo.

En ese sentido, el propio Muerza supo destacar el total respaldo que tiene de parte de los Moyano. «Tenemos una relación de amistad de hace muchos años», definió el sindicalista su vínculo con los referentes de Camioneros. 

ESTATALES BONAERENSES LE METEN PRESIÓN A KICILLOF PARA QUE CONVOQUE A DISCUTIR LA PARITARIA

Es de público conocimiento que es un viejo anhelo de los Moyano el poner un pie en Comercio, algo que ya intentaron sin suerte con varias figuras en el pasado cercano, como en el caso de Oscar Nieva.

Y hablando de pintadas, el hombre de COTO también hizo su primer paso de campaña. Aunque en este caso no solo con inscripciones, sino también empapelando los alrededores de supermercados con la leyenda «Muerza 2022».

Suscribite a nuestro newsletter
Te puede interesar

Hacé tu comentario

Por si acaso, tu email no se mostrará ;)

Últimas Noticias en Zonales