04 de Diciembre
de 2021
Actualidad.

La cadena T.G.I. Friday’s debe aguinaldos y sueldos desde febrero

02. 05. 2020

La debacle local de esta franquicia gastronómica internacional arrancó con las obras de Paseo del Bajo que afectó sus ventas y siguió con el Covid-19. Tiene 95 empleados en sus dos locales de Puerto Madero y Recoleta.

La cadena internacional T.G.I. Friday’s, con dos locales en Puerto Madero y Recoleta, tras haber cerrado San Isidro y Palermo, arrastra una crisis que nació mucho antes que la llegada del coronavirus al país. Adeuda sueldos de febrero, marzo y hasta parte del aguinaldo a sus 95 empleados.

A nivel local, quienes responden por la franquicia son Silvia Garea y Carlos Rojo. La crisis de la cadena arrancó con las obras del Paseo del Bajo, que afectó a varios locales gastronómicos más e hizo que comenzaran a atrasarse con el pago de sueldos.

El local de Recoleta está abierto con delivery, pero el de Puerto Madero está cerrado. Maira Gómez Cháves, es delegada de T.G.I. Friday’s, y contó a BAE Negocios la situación de la cadena en Buenos Aires: “En el local de Recoleta somos 50 trabajadores y se suman 45 en Puerto Madero.

Desde 2017 dejaron de pagarnos cargas sociales, aportes jubilatorios y estamos sin aportes a la obra social. No nos pagaron ninguno de los bonos que dictaminó el Gobierno y ahora nos deben pate del aguinaldo y parte del sueldo de febrero y todo marzo”.

La situación se repite desde hace meses. “En octubre pasado nos debían aguinaldo y sueldos, un sábado fuimos a Recoleta y no trabajamos. La dueña se enfureció y a la semana siguiente nos pagó. Tomaron la modalidad de pagarnos en cuota y en efectivo. La dueña dice que todo comenzó con los alquileres en dólares que tenían que pagar en Alto Palermo, eso les fue generando deuda. Se fueron en 2015, luego vino la obra del Paseo del Bajo y ahora la cuarentena”, relató la delegada.

“Todos los trabajadores están en blanco. Desde que comenzó la cuarentena pagaron $2000 de viático a cada uno y esta semana $3000, todo a cuenta. Hay muchos compañeros que tienen familia y tienen mucho miedo de perder el trabajo. Necesitamos cobrar todo lo adeudado y no sabemos que pasará con el sueldo de abril”, explicó Maira Gómez Cháves.

La promesa de T.G.I. Friday’s para sus trabajadores ya no es la misma. En 2010, contrataba personal para sumar a su staff en ese entonces de 160 trabajadores en Palermo y Puerto Madero. Fernando Hernández, por entonces CEO prometía: “ Tenemos programas de beneficios e incentivos para los empleados, hay uno de entretenimiento mediante el cual los invitamos al cine, a comer a otros restaurantes y a parques de diversiones. También organizamos tours de pesca y recorridos por ciudades. Y hay programas de educación y bonos económicos, de desempeño y atención”. Nada de eso hoy existe.

Pero el pedido más claro del ex CEO para sumar personal era: “Queremos gente que trabaje con alegría”. Algo muy difícil de lograr con los sueldos impagos, en esta era gestionada por Silvia Garea y Carlos Rojo.

Suscribite a nuestro newsletter
Te puede interesar
Últimas Noticias en Zonales