domingo 27 de septiembre de 2020
Inicio / Actualidad / En plena pandemia, el CONICET cerrará el año con una pérdida salarial de más del 50%

En plena pandemia, el CONICET cerrará el año con una pérdida salarial de más del 50%

Lo destaca un informe del centro CIFRA de la CTA de los Trabajadores. Durante el macrismo, el retroceso de los salarios de becarios e investigadores fue del 41 por ciento. La crisis generada por el coronavirus frenó la recuperación de presupuesto generada por la actual gestión del organismo. ATE logró acordar una suba de emergencia para los administrativos, a cobrarse en tres cuotas a partir del mes que viene.

Diego Lanese / Especial para Gestión Sindical

El presupuesto de ciencia y tecnología fue duramente castigado durante el gobierno de Mauricio Macri, que ajustó los recursos del sector a mínimos históricos, pese a su promesa de campaña se llevar los fondos a un punto y medio del PBI. Esto tuvo muchas consecuencias, entre ellas un desplome de los salarios dentro del sistema científico, en especial en el CONICET, el principal organismo del país. Con estos antecedentes, la pandemia por coronavirus terminó de profundizar la situación de crisis, y pese a que el gobierno de Alberto Fernández inició su gestión otorgando algunos aumentos significativos en el organismo, los ingresos siguen muy retrasados. Según un informe, la caída general de los sueldos en los cuatro años de macrismo fue del 41 por ciento, y las proyecciones indican que se superará el 50 por ciento de caída cuando finalice el 2020.

Para colmo, la paralización de la paritaria en el Estado nacional mantiene sin aumentos al personal administrativo, que esta semana recibió un bono compensatorio para intentar paliar la difícil situación que viven.

Los datos de la caída de los salarios de los investigadores y científicos no es una novedad, y marca la magnitud del ajuste que el gobierno de Cambiemos en el sector. “La evolución de los ingresos de los trabajadores del CONICET muestra que el período de Mauricio Macri fue lapidario en términos salariales: la emergencia de la pandemia del COVID-19 frenó el proceso de mejoras iniciado por el gobierno de Alberto Fernández, que alcanzó sólo a becarios, profundizándose así el deterioro de los salarios de los investigadores y ubicándolo en el nivel más bajo de las últimas décadas”, denunció un informe del centro CIFRA de la CTA de los Trabajadores, que midió la caída salarial del sector entre 2015 y 2019.

En este sentido, el trabajo, al que tuvo acceso Gestión Sindical, determinó que “desde la asunción del gobierno de la Alianza Cambiemos los salarios de becarios e investigadores registraron pérdidas ininterrumpidas”, y desde noviembre de 2015 a diciembre de 2019 “la caída fue de 41 por ciento”. En enero de este año, el gobierno nacional actualizó las becas doctorales y posdoctorales del CONICET, aumentando su valor en un 50 por ciento. Pese a esto, en agosto de este año los becarios están 23,2 por ciento por debajo de los niveles de noviembre de 2015.

El informe de la entidad de la CTA que lidera Hugo Yasky remarcó que la caída acumulada que registran los investigadores del CONICET “hace retroceder el poder de compra a niveles inéditos desde la década de 1990”. “Luego del estancamiento de los ingresos con leve deterioro entre 2009 y 2015, el gobierno de Macri fue lapidario con los salarios. En agosto de 2020 los salarios tienen un poder de compra equivalente al de diciembre de 2002 (el peor momento de la crisis) y hacia diciembre se situarían 9 por ciento por debajo de aquél mes”, remarcó el trabajo, que se basó en datos oficiales.

Para recuperar el poder adquisitivo de noviembre de 2015, insiste CIFRA, en agosto del 2020 “los investigadores deberían recibir un aumento del 87 por ciento de sus ingresos, mientras los becas deberían
alcanzar el 30 por ciento, dado que ya recibieron una recomposición parcial”. Proyectada a fines de este año, los datos son más alarmantes: “en diciembre la situación acumularía un mayor deterioro por lo que se necesitaría una actualización del 118 y 51 por ciento respectivamente”.

En cuanto el personal administrativo y de apoyo del CONICET, el impacto de la caída de los ingresos es mayor, sumado a la paralización de la paritaria del estado nacional. Según el trabajo de CIFRA, el congelamiento de la paritaria del sector público nacional hasta finalizada la pandemia “implicó que para los investigadores, personal de apoyo y administrativos de la institución no hubiera aumentos salariales durante 2020”. “Naturalmente, esto profundizó la caída de los salarios de la era Macri. Tomando como indicador el salario de un investigador (pero que se replica para los otros trabajadores mencionados), hasta agosto de 2020 la pérdida respecto a 2015 alcanza el 46,6 por ciento y finalizaría el año con una reducción del 54 por ciento”, agregó el trabajo.

Para paliar esta situación, este lunes la titular del organismo Ana Franchi se reunió con integrantes de ATE-CONICET, donde se analizaron las condiciones laborales y salariales de los trabajadores del sector. En este sentido, el dirigente Juan Manuel Sueiro confirmó que se acordó con las autoridades el pago de un adicional de 2 mil pesos que serán liquidados durante tres meses, con los salarios de septiembre, octubre y noviembre. “Es un pago de contingencia para los administrativos del CONICET, que están cumpliendo tareas remotas desde su casa, con altos niveles de sobrecarga, porque toda la tarea administrativa se mantiene, para cumplir los plazos institucionales normales”, le explicó a Gestión Sindical Sueiro sobre este beneficio alcanzado.

En cuanto a la paritaria nacional, las versiones que existen es que se retomará en octubre, cuando la pandemia haya disminuido, según cuentan en ATE. “Esto es un paliativo, y no resuelve la situación salarial de los trabajadores estatales, entendemos que es un reconocimiento”, destacó el dirigente de ATE-CONICET. Si bien el gremio reconoce el difícil panorama que existe, insisten en la necesidad de reabrir la discusión salarial.

Según los últimos datos oficiales, en 2019 el CONICET tenía 10.923 investigadores. El sitio oficial explica que los miembros de la Carrera del Investigador Científico y Tecnológico (CIC) “son personas con formación universitaria que se dedican en forma exclusiva a la investigación”, así como también su aplicación, difusión y formación de nuevos investigadores.

Dentro de esta carrera hay cinco categorías: asistentes (2.930), adjuntos (4.072), independientes (2.595), principales (1.118) y superiores (208). Entre 2015 y 2019, el gasto en Ciencia bajó un 36 por ciento en términos reales, es decir, en relación a la inflación. También cayó en relación al presupuesto total: era el 1,5 por ciento de todo lo que gastaba el Estado nacional en 2015 y bajó al 1 por ciento, el menor valor desde por lo menos 2004. También empeoró en relación al Producto Bruto Interno (PBI): en 2015 la inversión en esa área representaba el 0,35 por ciento del PBI, mientras que en 2019 fue el 0,23 por ciento.

También podría interesarte

Para FEDUN, los docentes de la región deben formar “ciudadanos con fuerte compromiso social”

La organización argentina participó de una jornada iberoamericana sobre el rol de los gremios en …



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *