miércoles 28 de octubre de 2020
Inicio / Actualidad / Con duras críticas al gobierno nacional, se lanzó la “pata sindical” del kirchnerismo

Con duras críticas al gobierno nacional, se lanzó la “pata sindical” del kirchnerismo

El denominado Frente Sindical para la Victoria se presentó en sociedad, y pidió “discutir el modelo” y no la interna. Integrado por dirigentes de la CGT y la CTA, busca ser el brazo político del kirchnerismo en el sector gremial, bajo la conducción de Cristina Fernández de Kirchner. “Tenemos que hacer un frente con otras fuerzas para enfrentar este ajuste que viene”, dijo Carlos Ortega, del SECASFPI.

Diego Lanese / Especial para Gestión Sindical

Con la presencia de referentes de gremios alineados en la CGT y la CTA, se lanzó ayer miércoles el denominado Frente Sindical para la Victoria, un espacio formado para apoyar la conducción política de la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner. Ideado como las 62 Organizaciones Peronistas, en el lanzamiento se perfiló la organización interna del espacio, que no buscará llevar la discusión de la interna del PJ a las centrales obreras, sino sacar esta compulsa hacia afuera de las estructuras orgánicas. Con la presencia de Máximo Kirchner, este frente aseguró que pretende una lista de unidad para las elecciones que vienen, y criticaron con dureza al gobierno nacional. Con distintas extracciones, esta “pata sindical” del kirchnerismo busca llevar el liderazgo de la ex presidenta más allá del peronismo: “necesitamos la unidad de todo el campo nacional y popular”.

El Frente Sindical Para la Victoria se presentó en el Instituto Patria, el “think tank” del kirchnerismo, con el apoyo de diversos gremios que reportan a diversos espacios, políticos y sindicales. La jornada estuvo encabezada por el hijo de la ex presidenta, y se hizo bajo un lema claro: “Cristina conducción”. Del grupo participan integrantes de la CGT, en especial al Corriente Federal de Trabajadores que lidera Sergio Palazzo, como Walter Correa (curtidores) y Adrián Pérez (metalúrgicos de Quilmes), integrantes de la CTA de los Trabajadores, como Daniel Catalano (ATE Capital Federal) y Néstor Segovia (metrodelegados), junto con dirigentes sociales y políticos.

“Somos un grupo de gremios y de militantes sindicales más que nada, porque esto excede las orgánicas gremiales. Somos dirigentes convencidos que Cristina debe ser nuestra conductora desde lo político, por eso buscamos espacios donde hacernos visibles a la sociedad”, sostuvo Carlos Ortega, titular del Sindicato de Trabajadores de la ANSeS (SECASFPI). En diálogo con Gestión Sindical, el dirigente remarcó que el espacio no sólo está formado por las conducciones de los sindicatos, sino que también “hay miles y miles de militantes que están apoyando por lo bajo la conducción de la ex presidenta”.

“Este es un espacio más que nada político, como existieron en su momento las 62 Organizaciones Peronistas, que hoy están totalmente desvirtuadas. Hoy, un montón de dirigente creemos conveniente formar este grupo”, agregó Ortega. Sobre si este espacio buscará llevar la discusión a la CGT, relativizó la posibilidad. “Siempre la política se metió en la vida interna de la CGT, y esto no va a ser ajeno en este panorama. De hecho hay compañeros que van a jugar su interna, buscan su espacio, nosotros como militantes peronistas y kirchneristas estamos convencidos que este será nuestro espacio”, dijo.

Más allá de los matices, la mirada que unifica a los dirigentes del frente Sindical para la Victoria parece estar enfocada en dos cuestiones: la necesidad de la unidad del peronismo y las críticas al gobierno de Mauricio Macri. Así lo dejó en claro Máximo Kirchner, que cerró el acto con duras críticas a quienes piden PASO, fundamentalmente los que acompañan la candidatura de Florencio Randazzo. En este sentido, Ortega confirmó que los gremios que adhieren al frente no quieren la interna. “Nosotros estamos buscando la unidad del peronismo, como nuestra conductora. No queremos ir a una interna para discutir nada, lo que hay que discutir es el modelo que está imponiendo el gobierno, y para eso necesitamos la unidad de todo el campo nacional y popular, que trasciende al peronismo”, ratificó el titular del SECASFPI. En este sentido, agregó que “creemos que tenemos que hacer un frente con otras fuerzas políticas y organizaciones sociales y sindicales para enfrentar este ajuste, que vendrá con mucha más ferocidad después de las elecciones”.

“Las elecciones de este año tienen que ser un plebiscito a la gestión de Mauricio Macri, el gobierno quiere cambiar el eje de la discusión, para pensar en el pasado. Para nosotros el pasado es esta gestión, que nos dejo sin laburo, con tarizafos y ajuste. Eso tenemos que discutir”, sostuvo Ortega, que anticipó que luego de las elecciones “se vienen tiempos bastante duros, lo están anunciando por lo bajo”. “Esta fue una primera fase, con la reforma del Estado, y en 2018 viene el ajuste en serio”, finalizó el dirigente. La amplia variedad de gremios que formaron parte de la partida de este espacio marca el apoyo a la conducción política de la ex presidenta, que incluyó a un moyanista como Omar Plaini (canillitas), y dos integrantes de la CGT como Hernán Escudero (SADOP) y Carlos Minucci (APSEE).

También podría interesarte

La CTA Autónoma se movilizó para reclamar el fin de las trabas para los nuevos gremios

Más de 15 organizaciones se concentraron frente al Ministerio de Trabajo de la Nación, para …



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *