miércoles 13 de noviembre de 2019
Inicio / Actualidad / Alberto Fernández entierra la reforma laboral: “Es una pérdida de derechos para los trabajadores”

Alberto Fernández entierra la reforma laboral: “Es una pérdida de derechos para los trabajadores”

El candidato del peronismo unido habló en Córdoba ante 600 congresales de la Federación de Trabajadores de la Sanidad. Dejó entrever que, si llega al poder, no está dispuesto a llevar adelante las imposiciones que exige el FMI en materia laboral.

El candidato del Frente de Todos Alberto Fernández participó ayer junto al cosecretario general de la CGT Héctor Daer del Congreso Nacional de la Federación de Asociaciones de Trabajadores de la Sanidad Argentina, en la ciudad de La Falda, en el marco de su visita a la provincia de Córdoba para hacer campaña.

En un encendido discurso ante unos 600 congresales que representan a 40 organizaciones sindicales de todo el país, Fernández disparó contra la reforma laboral que el presidente Mauricio Macri se comprometió a llevar adelante, en caso de ser reelecto, y que se encuentra entre las “reformas” estructurales que el FMI le quiere imponer al país: “De lo que se trata la reforma laboral es de una pérdida de derechos” para los trabajadores, afirmó, y dejó implícito el mensaje de que no promoverá cambios en las leyes laborales si llega al poder.

«Nosotros aprendimos de Evita que donde hay una necesidad hay un derecho. El otro día nos lamentábamos con Axel (Kicillof) y decíamos ‘estos tipos sienten que donde hay una necesidad hay un negocio y ya no hay un derecho», afirmó, en alusión al gobierno macrista.

Luego, el candidato ensayó una encendida defensa de la escuela pública y volvió a criticar al jefe del Estado: «Tenemos un presidente que dice que algunos tienen la suerte de ir a la escuela privada y otros la de caer en la pública… por favor, Presidente; todos nosotros nos educamos en la educación pública, los premios nobeles salieron de la educación pública, vergüenza tiene que tener de decir semejante cosa».

Fernández admitió que el escenario económico que enfrenta hoy la Argentina es “muy complejo” y que “nada bueno nos va a dejar Macri”, pero recordó que tras las distintas crisis que le tocó atravesar al país, siempre logró levantarse y salir adelante. “A veces me siento Churchill: solo prometo sangre, sudor y lágrimas”, confesó, y arrancó el aplauso de los presentes.

En otro tramo de su discurso, Fernández se refirió a la herencia que recibirá si el 27 de octubre se confirma el resultado de las PASO y le toca asumir el poder el 10 de diciembre: “Macri vino a terminar con el cepo y nos dejó cepo, vino a terminar con la inflación y nos dejó más inflación”, sostuvo, pero confió en que el país, bajo su eventual gobierno, volverá “a ponerse de pie».

“Espero que esta sea la última vez que nos levantemos y que de aquí en más marchemos a un futuro venturoso. Y eso depende de nosotros, no depende de ningún semestre, no depende de ningún inversor externo», señaló.

Del acto, que se cerró cuando todos los presentes entonaron a voz de cuello la marcha peronista, participaron también Felipe Sola, el ex ministro de Salud de Néstor Kirchner, Ginés González García, y el senador del PJ, el cordobés Carlos Caserio.

También podría interesarte

[VIDEO] La Central Obrera Boliviana dio un ultimátum de 24 horas para “restablecer el orden constitucional”

La mayor entidad sindical del país se dirigió a los líderes políticos y cívicos “que …



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *