miércoles 20 de junio de 2018
Inicio / Actualidad / El “club de los 15”: los aliados del gobierno que cerraron paritarias bajo el techo oficial

El “club de los 15”: los aliados del gobierno que cerraron paritarias bajo el techo oficial

Comercio, la UTA, Luz y Fuerza, entre otros cerraron acuerdos salariales dentro de las expectativas inflacionarias del oficialismo, que ni los propios informes del banco central admiten como posible. José Luis Lingeri inauguró este guiño al gobierno, que pronto podría tener nuevos invitados: la UOCRA y UPCN.

Diego Lanese / Especial para Gestión Sindical

El cambio de metas inflacionarias del gobierno, que fue anunciado por el equipo económico a fines del 2017, no hizo más que elevar el techo de la suba real de los precios, que tuvo un febrero “caliente” con una suba oficial medida por el INDEC del 2,4 por ciento. Pese a que en el Congreso el jefe de Gabinete Marcos Peña dijo que “la inflación está bajando”, el clima general no es justamente de optimismo. Por eso, el techo del 15 por ciento que intenta imponer el gobierno a la discusión paritaria parece mucho más una aspiración de máxima que un objetivo real. Pese a eso, muchos gremios decidieron darle el gusto a la gestión de Mauricio Macri, y cerrar salarios para este año con esos niveles de suba. Esta postura, que fue criticada por el resto de la dirigencia, es parte del reacomodamiento del movimiento obrero, que luego de la manifestación del 21 de febrero quedó partida en dos grandes bloques, uno dialoguista con el gobierno, que se quedó con el sello de la CGT Azopardo (por el momento), y otro más rebelde, que lidera Hugo Moyano. En el primer espacio se encuentran todos los que forman hoy el “club de los 15”, que en algunos casos quedaron expuestos ante la postura. Aquí, Gestión Sindical muestra alguno de sus integrantes, y los detalles de las negociaciones y el lugar de sus referentes en el mundo sindical.

Comercio

El principal gremio del país por cantidad de afiliados le dio una buena alegría al gobierno, cuando la Federación Argentina de Empleados de Comercio y Afines (FAECYS) acordó con las cámaras empresarias un incremento salarial del 15 por ciento en dos pagos: 10 por ciento a partir del 1° de abril y 5 por ciento en agosto, con cláusula de revisión en enero de 2019. El acta acuerdo, que alcanza a 1.20.000 de trabajadores de comercio, fue suscripto en la sede central del ministerio de Trabajo. De la rúbrica de ayer participaron el titular de la cartera laboral, Jorge Triaca –recién llegado de su gira por Europa–; el secretario de Trabajo, Horacio Pitrau; el secretario general de FAECYS, Armando Cavalieri, y los representantes empresarios Jorge Di Fiori y Fabián Tarrio. Cavalieri es parte del grupo de los “gordos”, que nuclea a los grandes sindicatos de servicios, que hoy lidera Héctor Daer, y que son acusados de ser “oficialistas de todos los oficialismos”. Según determina el acuerdo, hay también una cláusula de revisión, por la cual las partes se comprometen a discutir nuevamente el tema salarial en enero de 2019 si se produce un desfasaje entre el 15 por ciento firmado y el acumulado de la inflación en diciembre. Durante los meses de enero, febrero y marzo de este año, los trabajadores de Comercio ya recibieron tres pagos de un 2 por ciento del salario, lo que suma un 6 por ciento en concepto de revisión de la inflación de 2017.

Colectiveros

La Unión Tranviarios Automotor (UTA), que conduce el dirigente Roberto Fernández, también acordó en los últimos días un incremento salarial del 15 por ciento, pagadero en tres cuotas, más una cláusula de revisión en septiembre por si se dispara la inflación. Junto a Triacaa, Fernández firmó el acuerdo, y ratificó que es uno de los pilares amarillos en el mundo sindical. El acuerdo salarial firmado con las cámaras de corta y media distancia es similar al logrado por otros sindicatos en los últimos días y contempla el 15 por ciento de incremento, desglosado en 5,5 por ciento a partir de la 1° de abril, otros 5,5 a partir del 1° de septiembre y el 4 por ciento restante desde el 1° de enero de 2019. Previamente, se acordó un pago único de 1.500 pesos para abril para compensar el 3,6 por ciento que resultó de la aplicación de la cláusula gatillo de 2017, y la firma de una cláusula de revisión en septiembre de 2018. También se acordaron los incrementos en los viáticos, a través de los cuales a partir de ahora, cada chofer percibirá 550 pesos por día de “cama”; 220 pesos por almuerzo, 220 por cena, 100 pesos por desayuno y otros 100 por merienda. A los pocos días de la firma, el dirigente recibió un premio, en forma de fallo judicial: la Corte Suprema ratificó que la UTA es la poseedora de la personería gremial en el subte, que en 2015 el ministro Carlos Tomada entregó a los metrodelegados.

Luz y Fuerza

Otro sector que se sumó al grupo fue la Federación nacional de Luz y Fuerza, que lidera Guillermo Moser, otro de los gremialistas que esgrime una posición dialoguista hacia la administración de Macri. El acuerdo firmado estableció una suba de 15 por ciento en dos tramos (un aumento de 11 por ciento a partir de marzo y el 4 por ciento restante con los sueldos de junio próximo) y determinó que las partes podrán reabrir la discusión y revisar el incremento en el mes de septiembre si la inflación supera ese porcentaje. Apenas se conoció la firma, la seccional Mar del Plata de la federación rechazó la estrategia oficial. Este espacio, conducido por José Rigane, dirigente de la CTA Autónoma que lidera Pablo Micheli, criticó el acuerdo de incremento salarial para 2018: “nuestro sindicato no está representado por la federación desde hace muchos años al ser excluidos por ellos, cuando nos opusimos a las privatizaciones de los años 90 de las empresas de servicios públicos”.

Obras sanitaria

Uno de los primeros de sumarse al “club de los 15” fue el secretario general de los trabajadores de Obras Sanitarias, José Luis Lingeri, al ser el primer sindicato de relevancia en firmar su acuerdo paritario en un todo de acuerdo con las pretensiones del gobierno nacional: 15 por ciento de aumento sin “cláusula gatillo” de actualización, según la inflación anual. Además de encuadrarse dentro de los parámetros del Gobierno, el acuerdo se firmó dos meses antes del vencimiento de la paritaria anterior, con lo que pretende ser testigo para las negociaciones de otros gremios. Es el tercer acuerdo después de los que firmaron hace días, y también de 15 por ciento sin “gatillo”, los sindicatos de tintoreros y de remiseros.

Los que vienen

En la agenda del gobierno hay varias paritarias en la mira, pero dos especialmente importantes: los trabajadores de la construcción y UPCN. Respecto a la definición de la paritaria que debe firman la UOCRA de Gerardo Martínez, fuentes al tanto de la negociación anticiparon la posibilidad de que el acuerdo quede sellado la próxima semana con una suba en torno al 15 por ciento. “Las conversaciones están bastante avanzadas, faltan resolver algunos detalles como los tramos del aumento y si son remunerativos”, explicaron los voceros. En tanto, los estatales tienen un camino más difícil, ya que en el Estado ATE no acepta esas cifras, y en muchos casos es mayoría. Pero años atrás el gremio que a nivel nacional conduce Andrés Rodríguez firmó sin el consentimiento de los otros estatales, lo que le valió muchas críticas. Tanto Martínez como Rodríguez son parte del grupo de “los independientes”, que junto a los “gordos” buscan comandar la nueva CGT, y tiene un diálogo permanente con el oficialismo.

También podría interesarte

La Justicia obliga a Vidal a activar la cláusula gatillo en los sueldos de los docentes bonaerenses

El Tribunal de Trabajo Nº4 hizo lugar al pedido de los gremios. Será con los …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *